El PSPV denuncia que la Diputación no ha invertido en el Observatorio Social, tres meses después de aprobarlo

VALENCIA, 16 (EUROPA PRESS)

El portavoz socialista en la Diputación de Valencia, Rafael Rubio, denunció hoy en un comunicado que los populares de la corporación provincial "todavía no han dotado de presupuesto el Observatorio Social previsto, tras su aprobación hace tres meses". Según indicó, "esto deriva en que los ayuntamientos no reciban dinero para atender las situaciones de extrema gravedad que viven muchas familias de sus municipios".

En este sentido, recordó que en febrero de este año el pleno de la Diputación aprobó, por unanimidad, la propuesta socialista para crear un Observatorio Social. "El objetivo era regular ayudas, a través de los ayuntamientos, para aquellas familias con todos sus miembros desempleados y con dificultades económicas extremas", explicó. Sin embargo, "desde su aprobación no se ha hecho absolutamente nada, ni se ha invertido ni un sólo euro en el proyecto", denunció.

Por el contrario, señaló que el área de Bienestar Social de la Diputación ha aprobado varios programas del plan 'Sona la Dipu 2009' en los últimos meses y ha invertido casi un millón de euros en estas actividades "lúdico-festivas". Para el portavoz socialista, "programas así son positivos en momentos de bonanza económica, pero en tiempos de crisis, sacrificar el dinero que tiene que destinar la corporación provincial a las ayudas sociales y gastárselo únicamente en fiesta, no es la mejor solución", manifestó.

Finalmente, Rafael Rubio aseguró que el Observatorio Social "debería estar funcionando al 100 por ciento en estos momentos", ya que según recordó "tiene mucho trabajo por delante". "Debe consultar municipio a municipio las necesidades concretas y, de esta manera, actuar directamente y distribuir las ayudas" explicó. Por esta razón, exigió "el desbloqueo inmediato de la parálisis de este organismo y la dotación del mismo con el presupuesto suficiente para empezar a funcionar lo más pronto posible", concluyó.