Garau indica que en dos años se han realizado 150 inspecciones en residencias frente a las 130 de la pasada legislatura

PALMA DE MALLORCA, 07 (EUROPA PRESS)

El conseller insular de Servicios Sociales, Jaume Garau, insistió hoy en que desde el Instituto Mallorquín de Asuntos Sociales (IMAS) se ha realizado un seguimiento "continuo" de las residencias de Mallorca, haciendo hincapié en la de Crist Rei de Inca, y concretó que en estos dos años de legislatura se han llevado a cabo 150 visitas a estos centros frente a las 130 efectuadas en los cuatro años del pasado mandato.

Durante el pleno del Consell celebrado hoy, Garau indicó asimismo que en los dos últimos años se han abierto 12 expedientes por deficiencias en las residencias mientras que en la anterior legislatura se incoaron 14. Además, incidió en que este año ha sido el primero en el que se ha cerrado una residencia ilegal, en referencia a la de Pere Garau de Palma, por lo que instó al PP a "no dar lecciones" en este sentido.

El también presidente del IMAS respondió con estas declaraciones a una interpelación formulada por la consellera 'popular' Rosa Puig, quien recriminó que el conseller "tenía constancia de que algo estaba pasando en Crist Rei", en relación con los maltratos a usuarios por los que fueron detenidas el mes pasado dos responsables del centro, y sin embargo "no se tomó ninguna medida" hasta que no se produjo esta última denuncia por presuntas negligencias.

Tal y como lamentó, las inspecciones efectuadas se han llevado a cabo por denuncia previa, que "siempre han acabado con el archivo de las diligencias" y que principalmente se han centrado en la falta de personal y de higiene. También recordó que una de las denuncias "más graves" interpuestas hacía referencia a las lesiones contra un usuario, pese a que el servicio de inspección la archivó a raíz de la información recibida de un auxiliar del centro.

"Dirá que todo es culpa de la gestión del PP por el sistema de gestión de las residencias", criticó la ex consellera de Presidencia del Govern, quien aseguró sentirse "muy orgullosa" de la labor que llevó a cabo en la pasada legislatura.

Por su parte, Garau aprovechó su intervención para recordar que fue el anterior Govern 'popular' el que contrató a ASER S.A. -encargada de Crist Rei- para gestionar una residencia en Ibiza, cuya concesión tuvo que ser posteriormente rescatada por diversos incumplimientos y, pese a ello, en 2007 el Ejecutivo volvió contratar los servicios de Aser para gestionar cinco geriátricos, situados en Inca, Montuïri, Santanyí, Pollença y Sant Joan.

En este sentido, manifestó no estar "en contra" de este sistema de concertación aunque aseveró que el caso de ASER "ha resultado bastante incompetente". Por último, acusó al PP de "cinista por tirar la pelota a otro tejado" así como por "utilizar sistemas de alarma social para crear ambientillo político". Asimismo, afirmó que continuarán las inspecciones y "presiones" para que la empresa "realice una gestión correcta".

Sobre este mismo asunto, el PP denunció ayer que el Consell de Mallorca archivó tres expedientes sancionadores abiertos entre enero y junio de 2008 a la residencia Crist Rei de Inca, sin establecer ningún tipo de sanción a la empresa gestora del geriátrico ASER por las posibles deficiencias detectadas en el funcionamiento del centro.