La autopsia a los cadáveres de Alhaurín confirma que los disparos se hicieron a "una distancia corta"

MÁLAGA, 27 (EUROPA PRESS)

La autopsia practicada a los cadáveres hallados en la noche del pasado sábado en una finca de Alhaurín de la Torre (Málaga) ha confirmado que fueron abatidos por impactos de bala de una escopeta de caza, cuyos disparos se realizaron a "una distancia muy corta".

Las necropsias a sendos cadáveres fueron realizadas en el Instituto de Medicina Legal (IML) de Málaga, en la Ciudad de la Justicia, desde donde informaron a Europa Press de que se han practicado pruebas, cuyos resultados están pendientes, para averiguar si los fallecidos tenían restos de pólvora en las manos, de modo que se determine si dispararon contra el dueño de la finca.

La Guardia Civil investiga las causas por las que se produjo este crimen, habiendo detenido al propietario de la finca 'Los Naranjos', donde fueron encontrados los cuerpos, como presunto autor de los disparos, estando a la espera de pasar a disposición judicial.

Los hechos tuvieron lugar sobre las 22.30 horas del sábado en esta finca situada en el Camino de los Martínez. Tras recibir una llamada que alertaba del tiroteo, la Guardia Civil coordinó un amplio dispositivo en la zona. Los dos fallecidos iban indocumentados.