La Comunidad pone en marcha una campaña de prevención de riesgos laborales en el sector vitivinícola de la región

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

La Consejería de Empleo y Mujer ha puesto en marcha, a través del Instituto Regional de Seguridad y Salud en el Trabajo, una campaña de prevención de riesgos laborales en el sector vitivinícola de la región para informar a las empresas de los riesgos que existen para sus trabajadores, según anunció hoy la consejera de Empleo y Mujer, Paloma Adrados, durante su visita a las Bodegas Ricardo Benito en Navalcarnero.

Esta campaña durará al menos un año y será realizada por los técnicos de prevención del área de Higiene e Industrial del Instituto Regional de Seguridad y Salud en el Trabajo. Se visitarán 43 bodegas, la mayoría de ellas englobadas dentro de la Denominación de Origen 'Vinos de Madrid'. La campaña se desarrollará en diferentes fases: la vendimia, la producción, el embotellado y expedición.

Según Adrados, el objetivo de la campaña "es informar a las empresas de este sector de los riesgos que existen para los trabajadores en sus instalaciones, de la forma de evaluarlos y de las medidas preventivas que se deben implantar para corregirlos". Se hará hincapié en los riesgos derivados de los espacios confinados, el uso de los equipos de trabajo y el riesgo de caída en altura.

Así, el proceso natural de fermentación del mosto de uva por parte de las levaduras genera gran cantidad de CO2. Este gas desplaza el oxigeno existente en el aire, de manera que en determinados espacios se reduciría su porcentaje pudiendo dar lugar a atmósferas irrespirables.

Es habitual en muchas ocasiones el realizar limpiezas en el interior de los conos (depósitos, tinajas) que pueden contener masas de uva fermentadas con el consiguiente desprendimiento de gas.

Otro punto importante es la distribución de este gas en la bodega, y a que al ser más denso que el aire se desplaza a las zonas bajas, pudiendo localizarse no solamente en el interior de los conos sino en el suelo, fosos de las tolvas, despalilladora y otras zonas subterráneas donde los trabajadores acceden para las tareas habituales.

También se pretende prevenir el riesgo de caída en altura por la circulación de los trabajadores por la parte alta de los depósitos o junto a las tolvas de recepción, y el riesgo por atrapamiento en correas de distribución o elementos móviles sin los resguardos apropiados.

DOBLE VISITA DE LOS TÉCNICOS

Tras las visitas realizadas se hará llegar a las empresas un informe de asesoramiento que servirá de instrumento para mejorar la seguridad y salud de los trabajadores. Se prevé realizar una segunda visita coincidiendo con la época de vendimia (desde agosto a octubre según el año y la uva) a las bodegas, ya que es en esta época donde se concentra el mayor número de trabajadores, para comprobar la ejecución de las medidas propuestas.

El sector vitivinícola genera casi 3.000 empleos directos en la Comunidad de Madrid (viticultores y trabajadores de bodegas). La región cuenta con una superficie de viñedo de 19.000 hectáreas y una producción de cerca de 300.000 hectolitros de vino. El 30 por ciento se encuentra bajo la Denominación de Origen 'Vinos de Madrid'.

Esta campaña es una de las medidas incluidas en el III Plan Director de Riesgos Laborales -firmado en mayo de 2008 por la presidenta regional y los agentes sociales-, que tiene entre sus objetivos la promoción de acciones de información y asesoramiento dirigidas a Pymes. Este III Plan Director, que se desarrollará entre los años 2008 y 2011, cuenta con un presupuesto de 136 millones de euros, un 60 por ciento más que el anterior.