La Comunidad recuerda que devolverá el 20% del impuesto de matriculación hasta el 15 de julio

La ayuda, compatible con las del Estado, se devolverá mediante un cheque

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

La Comunidad de Madrid recordó hoy que, hasta el 15 de julio, abonará mediante un cheque el 20% del impuesto de matriculación a cualquier ciudadano español que adquiera un vehículo en la Comunidad de Madrid, que será compatible y complementario a las ayudas anunciadas posteriormente por el Gobierno de la Nación en el marco del debate del Estado de la Nación.

Según insistió la viceconsejera de Economía, Comercio y Consumo, Eva Piera, el procedimiento para beneficiarse de esta bonificación será prácticamente automático. A la hora de la adquisición del vehículo, con los datos del comprador, del modelo de coche y con los documentos de liquidación del impuesto de matriculación, la Comunidad de Madrid les hará llegar una carta a su domicilio con un cheque con la cuantía correspondiente al 20% de ese impuesto que hayan pagado.

Esta medida es aplicable desde el pasado 29 de abril, día en el que la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, anunció la bonificación del 20% en el impuesto de matriculación, hasta el próximo 15 de julio.

"El Gobierno regional estima que esta medida es equivalente a una bajada importante de impuestos, y es la mejor manera de apoyar al sector de la automoción, un sector estratégico en la Comunidad de Madrid y en toda España, que cuenta con un régimen de fiscalidad especial", destacó Piera.

El sector de la automoción tiene una importancia estratégica en la Comunidad de Madrid, ya que es responsable del 6% de la producción nacional y aporta alrededor del 17,74% del Producto Interior Bruto (PIB) industrial regional, lo que supone alrededor de 2.995 millones de euros.

Además, la industria automovilística supone el 1,7% del total de la economía madrileña, mientras que las matriculaciones en la región superan el 22% del total nacional. Este sector da empleo directo a cerca de 78.000 personas y cerca de 310.000 si se contempla también el empleo indirecto originado por las necesidades del sector.

El sector automovilístico se encuentra actualmente en una complicada situación hasta el punto de que ha sufrido la mayor caída de su historia debido al fuerte deterioro de la situación económica en España y por la grave crisis de confianza que atraviesa el país.

A todo ello se suma la restricción de los créditos, en un mercado donde más del 80% de las operaciones de compra de vehículos se financia, lo que supone una matriculación inferior a la del año anterior en 450.000 turismos (lo que equivale a la producción completa de una factoría trabajando a tres turnos), con una caída en febrero de 2009 próxima al 50%, lo que evidencia el rápido declive del sector.