La Fundación Cajamurcia invierte cerca de 700.000 euros en instalar 180 desfibriladores en lugares públicos de seis CCAA

MURCIA, 18 (EUROPA PRESS)

La Fundación Cajamurcia ha invertido cerca de 700.000 euros en la instalación de 180 equipos desfibriladores en distintos municipios de cinco comunidades autónomas, concretamente en la Región de Murcia, Castilla-La Mancha, Valencia, Andalucía y Madrid, con el objetivo de crear espacios cardioprotegidos.

Además de instalar los equipos, la Fundación Cajamurcia ha financiado la formación de más de 300 personas en los lugares en los que se han creado los espacios cardioprotegidos, con la finalidad de adiestrarles en el manejo de estos equipos diseñados para que puedan ser utilizados por personal no sanitario.

Fuentes de la Fundación Cajamurcia indicaron en un comunicado que, según los expertos, una rápida intervención tras la parada cardiorrespiratoria es fundamental, puesto que "cada minuto que pasa disminuyen entre un 7 y un 10 por ciento las posibilidades de supervivencia, y diez minutos después, las oportunidades son inexistentes".

La instalación de desfibriladores en lugares de máxima afluencia de público --como instalaciones deportivas, teatros, auditorios o centros de salud-- pueden reducir en cerca de 3.000 el número de fallecimientos por infarto agudo de miocardio que se producen en España.