La Guardia Civil denuncia a 1.558 conductores en la campaña de velocidad en carreteras secundarias

CÓRDOBA, 28 (EUROPA PRESS)

Los agentes del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Córdoba han controlado a 27.311 vehículos durante la última campaña de velocidad en carreteras secundarias que comenzó el 13 de mayo y culminó ayer, denunciando a 1.558 conductores por exceso.

Según informó en un comunicado, durante este dispositivo, Tráfico ha detectado que 1.558 conductores circulaban por este tipo de vías superando los límites de velocidad establecidos, lo que supone el 5,7 por ciento del total de vehículos controlados.

La Dirección General de Tráfico (DGT) puso en marcha esta campaña con el fin de lograr una reducción de la cifra de víctimas como consecuencia de los accidentes de circulación, que en una gran proporción están motivados por la velocidad inadecuada.

El subdelegado del Gobierno en Córdoba, Jesús María Ruiz, valoró la importancia de este tipo de dispositivos para reducir la siniestralidad en las carreteras de la provincia, al tiempo que recordó que la velocidad inadecuada está presente en el 14 por ciento de los accidentes con víctimas ocurridos.

Asimismo, subrayó la importancia del control de las vías convencionales, ya que el 70 por ciento de los accidentes con víctimas mortales se producen en este tipo de vías. En este sentido, el subdelegado indicó que durante el pasado año se interpusieron 509.133 sanciones por exceso de velocidad en Córdoba, unas denuncias que supusieron la detracción de 1.364.537 puntos.