La guía práctica sobre el Camino de Santiago de Consumer Eroski asigna a La Rioja 10,1 camas por kilómetro cuadrado

BILBAO/LOGROÑO, 31 (EUROPA PRESS)

La guía práctica sobre el Camino de Santiago, editada por Consumer Eroski, asigna a La Rioja la ratio de 10,1 camas por kilómetro cuadrado, lo que sitúa a la región en quinto lugar tan sólo por detrás de La Coruña (15,7), León (13,9) y Lugo (11,5).

La publicación, disponible gratuitamente en www.consumer.es, ofrece amplia información sobre albergues, alojamientos y recorridos de la Ruta Jacobea, con un total de 1.000 fotografías.

Como novedad Consumer Eroski ha incorporado en su guía práctica los recorridos de la Vía de la Plata, el Camino Sanabrés y el Camino Vasco o del Interior en la última actualización, que se unirán a las rutas ya existentes del Camino Francés, el Aragonés, el camino Primitivo y el del Norte.

En nota de prensa, Eroski informó de que el precio medio de la estancia en un albergue, en 2009, fue de 5,3 euros, un 15 por ciento más que en 2008.

Según Eroski, alrededor de 100.000 personas atravesaron en 2008 el Camino Francés, que partió de la localidad Navarra de Roncesvalles y fue la "más transitada" y la "más conocida" de las rutas jacobeas.

Además, señalaron que la demanda de alojamiento y la cercanía del año Xacobeo, que se celebrará en 2010, se materializó con un incremento del 5 por ciento en la dotación de albergues.

En total, Eroski recogió 230 albergues de peregrinos, 11 más de los contabilizados en 2008. Además, de los 230 albergues, hasta 97 son públicos, 103 privados y 30 parroquiales.

Eroski contabilizó que más de lo mitad de los nuevos alojamientos surgieron de iniciativa "privada", lo que confirma que la tendencia, registrada en años anteriores, de este tipo de alojamientos para peregrinos.

El precio medio de un albergue fue de 5,3 euros en 2009, lo que supuso un aumento de un 15 por ciento, respecto a la media de 2008. Una subida que Eroski achacó al "incremento" de albergues nuevos privados y al "cierre" de albergues donde se solicitaba la voluntad.

En su análisis, la guía constata que el 59 por ciento de los albergues siguieron cobrando un precio inferior a 7 euros, 41 se limitaron a solicitar la voluntad y 53 superaron los 7 euros.

El número de plazas disponibles en 2009 en el Camino francés alcanzó las 9.267, lo que supuso un incremento del 4 por ciento, respecto el 2008.

La guía práctica sobre el Camino de Santiago recoge las diferentes orografías por las que pasan las rutas, información útil sobre los lugares que visitar y especificó las actividades disponibles en las localidades que se ubicaron los albergues.

Por otra parte, recoge en sus páginas consejos para hacer el camino a pie, en bicicleta o a caballo, así como información para llegar a los puntos de partida o para regresar desde Santiago.

DENSIDAD DE ALOJAMIENTO POR COMUNIDADES

La provincia que registró mayor densidad de alojamientos fue A Coruña, con 15,7 camas por kilómetro cuadrado. La segunda fue León, con una media de 13,9 camas por kilómetro, seguida de Lugo, que registró una media de 11,5 camas por kilómetro.

Palencia contó con 11,6 camas por kilómetro cuadrado, mientras que La Rioja y Burgos ofrecieron una media similar de 10,1 y 9,6 camas por metro cuadrado. Además, Navarra, que en 2008 ocupaba el último puesto, aumentó su media de camas a 11,3 camas por cada uno de sus 158 kilómetros.

Los peregrinos tuvieron a su disposición en 2009, hasta 20 albergues más que el pasado año, abiertos durante todo el año. Además, Eroski recogió un total de 22 albergues, que sólo estuvieron abiertos entre Semana Santa, septiembre, o los meses de verano.

La posibilidad de reservar plaza, al igual que el número de albergues de iniciativa privada, aumentó llegando a los 55, mientras que en 2008 "sólo" eran 33.

Según refleja la guía, todos los albergues del Camino Francés dispusieron a los peregrinos de duchas e inodoros y agua caliente, mientras que el 81 por ciento contó con lavadero, el 54 por ciento lo hizo con lavadoras y el 65 por ciento con calefacción.

Además, contabilizaron que el 88 por ciento de los albergues ofreció taquillas, el 48 por ciento tuvo máquina de refrescos o café, el 43 por ciento contó con toallas y jabón y el 87 por ciento ofreció servicio de tendedero.

En 2009, el 73 por ciento de los albergues ofrecieron con cocina y comedor, el 58 por ciento tuvieron terrazas y el 73 por ciento permitió guardar la bicicleta en el interior o en un espacio habilitado para tal fin.

En lo referente a los servicios de la localidad, la gran mayoría de paradas peregrinas encuentran bar o restaurante, según informó Eroski y el 49 por ciento contó con una conexión a Internet cerca del albergue.