La Policía Foral intensifica los controles de velocidad con motivo de la operación del puente del 1 de mayo

PAMPLONA, 30 (EUROPA PRESS)

La división de Seguridad Vial de la Policía Foral ha programado una campaña preventiva de velocidad con radar con motivo del puente del 1 de mayo, durante el cual se incrementan los desplazamientos por carretera, informó el Gobierno.

Los controles se centrarán, sobre todo, en la Autovía de Leitzaran (A-15) y en la Autopista de Navarra (AP-15). El dispositivo estará formado en total por 24 patrullas de las comisarías de Pamplona y de Tudela, encargadas tanto de la colocación de los cinemómetros como de la identificación de los infractores y de las notificaciones.

El objetivo de esta actuación preventiva es contribuir a reducir la siniestralidad en las vías de la Comunidad Foral. Los controles comienzan esta tarde y concluirán el domingo, de acuerdo con las instrucciones de la Dirección General de Interior. En estas labores, los agentes contarán con el apoyo de uno de los helicópteros del Gobierno de Navarra.

Asimismo, la Policía Foral desplegará dispositivos específicos para la atención de las pruebas deportivas y romerías, que conllevarán afecciones en varias vías. Así, mañana, se celebrará la romería de Aezkoa, que afectará a partir de las 10 horas a la N-135(Pamplona-Francia por Valcarlos) y NA-140 (Garralda cruce -Roncesvalles, 5 kilómetros).

El sábado, tendrá lugar el día de la Almadía, en Burgui, con afecciones a la NA-137 (Travesía de Burgui) y la NA-214 (Navascués-Burgui), de 9 a 15 horas. Dependiendo de la afluencia de público, la travesía se cerrará. La carrera ciclista de Pitillas, a partir de las 13 horas, pasará por la NA-5330 (Pitillas-Santacara) y la NA-5301(Beire).

Finalmente, el domingo 3 de mayo, la Policía Foral regulará el tráfico en la NA-2113 (subida al monasterio) y N-240 (Pamplona-Huesca) con motivo de la toma de posesión del nuevo abad del monasterio de Leyre.

En todos estos casos, se previene a los usuarios de las vías afectadas por esta programación cultural-deportiva que, en la medida de lo posible, elijan rutas alternativas para circular, dado que las afecciones a estas carreteras se prevén importantes y que, en todo caso, atiendan debidamente las instrucciones que puedan recibir por parte de los agentes policiales intervinientes y de miembros de las respectivas entidades organizadoras.