La Policía Local volverá a patrullar en la calle Laurel a partir del sábado para mitigar la incidencia de las despedidas

Logroño registra en la actualidad en torno a 14 y 15 faltas por día, "niveles de delincuencia parecidos a 1999 y 2002".

LOGROÑO, 28 (EUROPA PRESS)

La Policía Local volverá a patrullar en la calle Laurel a partir del próximo sábado, 2 de mayo, con el fin de mitigar las molestias que ocasionan en la hostelería y en el vecindario las despedidas de soltero.

Se trata de uno de los acuerdos alcanzados hoy durante la reunión en el Ayuntamiento de Logroño de la Junta Local de Seguridad, que ha contado con la presencia de un representante por parte de la Federación de Asociaciones de Vecinos, el Consejo Consultivo de Comercio y de los hosteleros de la calle Laurel.

Con esta medida se pretende atajar la "problemática especial" que afecta a los establecimientos de la zona turística en Logroño fruto de las "despedidas de soltero", según ha explicado en rueda de prensa el alcalde, Tomás Santos.

"El año pasado ya generó un rebrote de incomodidad" y ahora "vuelve a darse la misma situación", añadió.

La Policía Nacional "acudirá a la llamada" en caso de registrarse alguna incidencia, al tiempo que los propios establecimientos prevén promover "campañas de sensibilización" para evitar "actos incívicos".

PROTECCIÓN A LOS COMERCIANTES

El encuentro de hoy también ha permitido conocer la "preocupación" de los comerciantes con respecto a los robos mediante el procedimiento de butrón y a los pequeños delitos que se han incrementado en los últimos meses.

El delegado del Gobierno en La Rioja, José Antonio Ulecia, informó de que un grupo de delincuentes "identificados" que se encuentra en estado de "busca y captura".

Asimismo, anticipó que se está trabajando en un plan para detallas "aquellos comercios que reúnen las condiciones para sufrir algún tipo de robo", que en la actualidad se están dando con especial incidencia en perfumerías y joyerías.

En este caso se pretende que las distintas patrullas de Policía Local logren una "sintonía más próxima al comerciante" para prevenir estos actos, según detalló el alcalde.

DELITOS EN EL PRIMER TRIMESTRE

Pese a ambas incidencias, los dos responsables políticos coincidieron en señalar que "Logroño es una ciudad segura".

El número de delitos en Logroño en este trimestre "ha ido de más a menos" hasta alcanzar una cifra actual de entre 14 y 15 faltas al día. Se trata de "niveles de delincuencia que son equiparables a los que había en los años 1999 y 2002", según detalló el delegado del Gobierno.