Las anchoas y el pescado "no faltarán" en la cena de los Reyes, a la que asistirán unos 240 invitados

El patio del Parlamento de Cantabria acogerá el acto a partir de las nueve de la noche

SANTANDER, 29 (EUROPA PRESS)

Las anchoas y el pescado "no faltarán" en la cena que los Reyes de España ofrecerán mañana en el Parlamento de Cantabria con motivo del Día de las Fuerzas Armadas. En el menú, que incluye lubina y puré de calabaza, tendrán especial protagonismo los productos cántabros, incluido un postre típico de la región a base de 'sobao' y vino blanco 'Ribera del Asón'.

A la cena, de la que se encarga una empresa de cátering cántabra, está prevista la asistencia de unos 240 invitados, de los que 150 serán militares de alta graduación y el resto autoridades políticas e institucionales de la región, además de la ministra de Defensa, Carme Chacón, según han informado a Europa Press fuentes de la organización de este evento.

Se trata de una cena "bastante exclusiva" a nivel institucional, según precisaron las mismas fuentes, que comenzará sobre las nueve y media de la noche en el patio central del Parlamento con el tradicional brindis del Rey. Los invitados están citados tres cuartos de hora antes y la llegada de los Reyes está prevista a las nueve.

Aunque todavía no se han cerrado todos los detalles, dada la complejidad que supone un acto de este tipo, en cuya organización toman parte varias instituciones, entre ellas la Casa Real, está previsto que en la mesa presidencial, con capacidad para doce personas, acompañen a los Reyes la ministra de Defensa, el presidente del Gobierno de Cantabria, Miguel Ángel Revilla y su esposa; la vicepresidenta regional, Dolores Gorostiaga; el presidente del Parlamento, Miguel Ángel Palacio; el delegado del Gobierno, Agustón Ibáñez; el alcalde de Santander, Iñigo de la Serna; o el jefe del Estado Mayor de la Defensa, Julio Rodríguez.

En el resto de las mesas, unas 25 ó 26 más dispuestas en torno a la central, se sentarán diez personas en cada una de ellas. Entre los comensales estarán, además de los militares, los consejeros del Gobierno de Cantabria, los miembros de la Mesa del Parlamento y los portavoces de los grupos parlamentarios, el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Santander y portavoces de los grupos; diputados y senadores por Cantabria; o el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC), César Tolosa.

Las mesas estarán adornadas con un centro floral y las columnas del patio, de cuya ornamentación se ocupa el Parlamento, con cuadrados "modernistas" sobre los que se colocarán flores, dentro de una estética "muy moderna" que no se ha visto en ningún otro acto de Cantabria, destacaron estas fuentes.

Servirán la cena 50 camareros y, una vez que finalice, sobre las once de la noche, se servirá café a los invitados, que lo tomarán ya de pie y en 'corrillos' antes de abandonar el Parlamento.

'BESAMANOS'

A su llegada a la Cámara, los Reyes serán recibidos por a ministra de Defensa y por los presidentes regional y del Parlamento, entre otras autoridades. A continuación, Don Juan Carlos y Doña Sofía subirán a la primera planta del edificio, denominada "la planta noble", y a la sala de banderas, donde tendrá lugar el tradicional 'besamanos'.

Todos los invitados, en orden protocolario, irán saludando a los monarcas para ocupar después sus correspondientes mesas en el patio, al que los Reyes accederán en último lugar. No se descarta que los monarcas firmen en el Libro de Honor del Parlamento.

El personal de la Cámara encargado de la organización de este evento, unas diez personas, continuarán con los preparativos en las próximas horas para que todo salga según lo previsto.