LM

ALBACETE, 24 (EUROPA PRESS)

La consejera de Administraciones Públicas y Justicia, Magdalena Valerio, dio inicio a la primera reunión de la Mesa General de Negociación para la redacción del Anteproyecto de Ley de Función Pública de Castilla-La Mancha, que desarrollará el Estatuto Básico del Empleado Público en nuestra región, por el sistema de videoconferencia.

La Mesa de Negociación, en la que participan los representantes de los sindicatos CCOO, UGT y CSI-F, se reunió simultáneamente en la sede de la Consejería de Administraciones Públicas y Justicia, en Toledo, y en la Delegación Provincial de la Junta de Comunidades en Albacete.

Desde Albacete, la consejera explicó que "esta experiencia es un caso práctico de algo que muy pronto va a poner en marcha el Gobierno de José María Barreda, como es la implantación de las reuniones por videoconferencia de los órganos colegiados de la Junta, como método válido, útil, ágil y eficaz, que va a propiciar importantes ahorros en tiempo y en dinero".

Magdalena Valerio subrayó que "esta reunión representa la apuesta del presidente Barreda por la modernización de la Administración Pública en Castilla-La Mancha, tanto por la aplicación del sistema de videoconferencia, como por el objeto de la reunión, que supone el pistoletazo de salida para diseñar el nuevo modelo de Función Pública de Castilla-La Mancha".

ORGANIZACIONES SINDICALES

La Mesa General de Negociación, en esta primera reunión, fijó la metodología de trabajo a seguir para la redacción del Anteproyecto de Ley de Función Pública de Castilla-La Mancha, que la consejera definió como "plenamente participativa desde el principio", ya que se crearán diversos grupos de trabajo para abordar los distintos apartados para el desarrollo en nuestra comunidad autónoma del Estatuto Básico del Empleado Público, cuyas principales novedades inciden en la carrera profesional de los empleados públicos y la evaluación del desempeño de su labor.

La consejera señaló que "el nuevo modelo de Función Pública que se va a diseñar y la regulación de aspectos importantes para el desempeño profesional de los empleados y empleadas públicos de Castilla-La Mancha, tendrá incidencia en la calidad de los servicios públicos", y apostó por hacer una ley "realista, útil y eficaz".

Los documentos de referencia sobre los que empezará a debatirse y elaborarse el Anteproyecto de Ley son las aportaciones previas formuladas por una Comisión de Expertos que ha estado presidida por el catedrático de Derecho Administrativo, Luis Ortega, pero el borrador se elaborará contando desde el primer momento con los planteamientos de las organizaciones sindicales.

Magdalena Valerio indicó que el gran objetivo de la futura Ley de Función Pública de Castilla-La Mancha es "ganarnos el aprecio y la credibilidad de la ciudadanía, a través de unos servicios públicos de calidad y una Administración Pública cada vez más útil y más eficaz, al que también van a contribuir las medidas para la reducción de cargas administrativas y la implantación de la administración electrónica en la Administración Regional".

Distintos representantes sindicales mostraron su satisfacción por la participación que el Gobierno regional va a dar a sus organizaciones en todo el proceso de elaboración del Anteproyecto de Ley de Función Pública. En este sentido se manifestaron Roberto Rincón, de CSI-F, Miguel Guerra, de UGT, y Carmen Juste, de CCOO, quien participó en la reunión desde Albacete y agradeció a la Consejería "la puesta a disposición del sistema de videoconferencia para este primer encuentro".