NaBai propone que la Mancomunidad asuma la gestión directa del transporte con una empresa propia

PAMPLONA, 13 (EUROPA PRESS)

Nafarroa Bai ha propuesto que la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona asuma la gestión directa del servicio de transporte público comarcal por medio de una empresa creada con este fin por la propia Mancomunidad y de titularidad exclusivamente pública.

La coalición nacionalista considera que los servicios técnicos de la Mancomunidad han evaluado las condiciones en que debe prestarse el servicio "sin que estas susciten interés para empresas privadas del sector", por lo que entiende que se puede prorrogar la concesión actual durante un año y realizar en este tiempo los trámites necesarios para crear la nueva empresa pública que se encargaría de la gestión directa.

NaBai explica que en la nueva convocatoria del concurso para conceder la gestión del servicio la Mancomunidad, al que no se ha presentado ninguna empresa, evaluó el coste económico del mismo para un nuevo periodo de concesión de 10 años y la exigencia de un número de viajeros mínimo a comprometer por la concesionaria.

La coalición nacionalista considera que "el pliego es tan intervencionista por parte de la Mancomunidad que, en realidad, estamos contratando un pequeño equipo gestor tanto del personal de la empresa anterior que obligatoriamente deberá asumir el nuevo concesionario por la subrogación a que obliga el pliego, como de los autobuses, inmuebles y demás medios materiales".

Nafarroa Bai apunta que en el planteamiento económico de la concesión se calculaba un beneficio industrial de 600.000 euros anuales más 700.000 para pago de intereses del capital inicial aportado.

Con la prevista ampliación de un 10 por ciento del pliego (cerca de 3 millones de euros), este beneficio puede aumentar considerablemente, por lo que, según NaBai, "una previsible gestión pública eficiente podría implicar, además, una disminución del gasto previsto o la sustancial mejora del servicio vía inversión o reducción de tarifas".

Así, la coalición defiende que "una empresa pública puede hacerlo igual de bien, pues la especialización profesional que podría justificar la concesión administrativa es perfectamente asumible".

Además, NaBai criticó que "una cuando menos sospechosa actuación corporativa de empresas del sector del transporte cuestionó el pliego aprobado por la asamblea de la Mancomunidad, cuestionamiento y corporativismo que parecen ser las razones de que ninguna empresa se presentase al concurso".

La coalición nacionalista cree que "da la sensación de que ese corporativismo empresarial trataba de que no se presentase nadie al concurso en primera instancia y así subir el importe por la concesión". "Pero si atendemos los criterios técnicos del personal de la Mancomunidad que aseguraban que los precios eran los ajustados, no hay por qué caer en este juego de las empresas, salvo a riesgo de mayor coste sin mayor ni mejor calidad del servicio de transporte público", añade.