Nadal admite que se reunió con Sacresa meses antes de adjudicar Can Domenge pero no le precisó las bases del concurso

PALMA DE MALLORCA, 30 (EUROPA PRESS)

El presidente de UM y ex vicepresidente del Consell de Mallorca, Miquel Nadal, admitió hoy ante la jueza que instruye el caso Can Domenge que se reunió con un directivo de Sacresa, adjudicataria de los terrenos palmesanos, meses antes de que los solares fuesen enajenados por 30 millones de euros, cantidad claramente inferior al precio del mercado, aunque aseveró que no precisó al empresario "las bases de determinación del precio o si iba a ser concurso o subasta, pues lo desconocía".

Así lo manifestó durante su comparecencia en calidad de imputado ante la magistrada del Juzgado de Instrucción número 12, Mari Carmen González, en torno a las presuntas irregularidades que rodearon al concurso convocado en 2006 para la adjudicación de la finca, del que resultó ganadora la UTE formada por Terrenos y Promoción S.L. y Construcciones Pedro Francisco Ferrá Tur por la mitad de los 60 millones de euros que ofrecía Núñez y Navarro, personada en el proceso como acusación particular.

El imputado manifestó que por aquel entonces mantenía reuniones "con muchos promotores y constructores" con quienes comentó que se vendía Can Domenge, aunque eludió ofrecerles detalles al respecto, ya que "no les podía decir nada porque no era un tema que llevara" Nadal. Respecto al encuentro concreto con el directivo de Sacresa, Joan Maria Pujals, aseveró que en él había "dos o tres personas" a las que, insistió, les habló de las venta pero "no sabía cómo se iba a hacer o cuánto se iba a pedir".

(HABRÁ AMPLIACIÓN)