PP recuerda a PSOE que consiguió la Alcaldía de Yeles (Toledo) por una votación a mano alzada, igual que el PP ahora

El Ayuntamiento no aclara si seguirá personado en las causas judiciales contra De Pinto, ahora concejal de Industria y Comercio

TOLEDO, 22 (EUROPA PRESS)

El vicepresidente del PP provincial de Toledo, Emilio Bravo, recordó hoy al Grupo Socialista, y en especial al vicesecretario del PSOE en la provincia, Jesús Fernández Vaquero, que pretende impugnar la moción de censura por la que José Fernando González se alzó a la Alcaldía de Yeles (Toledo) hace dos semanas porque la votación se realizó a mano alzada, que la anterior alcaldesa socialista, María Isabel Gómez, también consiguió su puesto en una votación a mano alzada durante un pleno.

En rueda de prensa, Bravo se refirió a una fotografía publicada en los medios de comunicación en la que aparece el delegado de la Junta, Fernando Mora; el alcalde de Toledo, Emiliano García-Page; el presidente de la Diputación, José Manuel Tofiño, y el vicesecretario del PSOE en la provincia, Jesús Fernández Vaquero, durante la reunión de la Ejecutiva Provincial del PSOE del pasado lunes.

De este modo, lamentó que "los cuatro magníficos", aludiendo a los cuatro socialistas anteriormente nombrados, "pretendan impugnar una acción que a ellos les pareció muy bien hace dos años, y que ahora les parece muy mal porque no les conviene", recordando así a Fernández Vaquero la importancia de "ser prudente" y "saber lo que se dice" cuando se trabaja en política, ya que el PP "no pasa por alto sus manifestaciones en la prensa", aseguró.

Acompañado del primer edil de Yeles, José Fernando González, Emilio Bravo hizo un breve repaso de las razones por las que el Grupo Popular decidió hacer efectiva la moción de censura contra la ex edil socialista, María Isabel Gómez.

En su discurso, aseguró que los vecinos de la localidad fueron los que animaron al Grupo Popular a llevar acciones democráticas para recuperar la Alcaldía de Yeles, debido a la situación de "parálisis" en la que se encontraba al gobernar el PSOE en minoría y, por tanto, no poder tomar ninguna medida.

Por su parte, el alcalde 'popular' de Yeles explicó que la decisión de presentar dicha moción de censura estuvo también motivada por un informes del entonces secretario del Ayuntamiento, durante el Gobierno socialista, que alertaba que "de seguir la situación económica del pueblo de la misma manera, el Ayuntamiento desembocaría en un Expediente de Regulación de Empleo".

Asimismo, detalló que en el último pleno convocado por el Gobierno de María Isabel Gómez, el Grupo Socialista expuso la necesidad de incrementar los impuestos "para dar un servicio digno a los ciudadanos", y de reducir la plantilla de los trabajadores del Ayuntamiento porque no se les iba a poder pagar la nómina correspondiente al mes de junio, para poder salir de la mala situación económica. A través de un informe, los socialistas exponían la necesidad de despedir a un total de 27 trabajadores con este fin.

De este modo, el primer edil de Yeles aseguró que el PP "nunca va a elegir por colores a los trabajadores del Ayuntamiento", e indicó que hasta la fecha se han despedido a cuatro trabajadores, a los que se les vencía el contrato, porque "vamos a intentar despedir al menor número de personas", señaló.

DEMASIADOS TRABAJADORES

La situación que el PP se ha encontrado una vez recuperada la Alcaldía de Yeles, según explicó, es que "nosotros dejamos el Ayuntamiento con 45 trabajadores y nos hemos encontrado que hay contratados más de 80, y la realidad es que no se van a poder pagar las nóminas de junio", lamentó González, que señaló que la mayoría de los puestos nuevos se han empleado en administración y servicios.

Así, José Fernando González consideró que se trata de una situación "delicada" que el PP deberá estudiar, aunque señaló que para que el Ayuntamiento funcione correctamente deberán quedarse unas 50 personas trabajando. Esta será una de las medidas que el nuevo Gobierno adopte para conseguir liquidez, además de "buscar soluciones de debajo de las piedras", porque "ni nos hemos planteado una subida de impuestos con la situación económica actual".

En definitiva, el primer edil de Yepes dejó claro que el Gobierno del PP tan sólo lleva dos semanas de Gobierno, y todavía no ha podido asentarse lo suficiente para empezar a adoptar medidas. No obstante, los objetivos esenciales que se ha marcado son "garantizar la gobernabilidad del pueblo", "hacer que funcione el Ayuntamiento para que los vecinos del municipio salgan beneficiados", y aprobar unos presupuestos municipales "que el Gobierno socialista no había aprobado todavía porque gobernaba en minoría".

Preguntado, en relación a este tema, por unas manifestaciones de la ex alcaldesa socialista que afirmaba que no existía un documento de presupuestos desde el año 2002, González se remitió a decir que cuando el PP salió del Ayuntamiento dejó en las arcas municipales tres millones de euros, que la socialista definía como "tres millones de deudas". A este respecto, el 'popular' subrayó que "las deudas siguen, pero el dinero no".

Tampoco aclaró si el Ayuntamiento seguirá personado en todas las causas judiciales abiertas contra Victoriano de Pinto, uno de los actuales concejales del Ayuntamiento, por presuntas irregularidades urbanísticas, ya que "ahora, lo importante para mí es gobernar".

NUEVO GOBIERNO

De este modo, anunció la composición del nuevo Gobierno municipal, en el que él mismo será el alcalde de Yeles; Miguel Millán, del Partido Independiente de Yeles (PIY), que ha formado coalición con el PP, será primer teniente de alcalde y se ocupará de Personal, Obras y Medio Ambiente, y Socorro Gómez será la portavoz y segunda teniente de alcalde y asumirá las responsabilidades de Cultura y Asuntos Sociales.

Asimismo, Luis Miguel Martínez Rubio se encargará de Deportes y Sanidad; Victoriano de Pinto, alcalde en legislaturas pasadas gobernando el PP, se ocupará de Industria y Comercio, y Agustín Martín será concejal de Fiestas y Urbanismo.