PSOE reclamará al Gobierno "la mayor flexibilidad" para atender las necesidades de los chiringuitos

MÁLAGA, 26 (EUROPA PRESS)

El grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Málaga pedirá en el próximo pleno que el Consistorio inste al Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, y en particular a la Dirección General para la Sostenibilidad de la Costa y el Mar, a que en el proceso de negociación abierto se tenga "la mayor flexibilidad posible" para atender las necesidades de los chiringuitos de la capital.

En la moción, presentada por los concejales Rafael Fuentes y Begoña Medina, se deja claro que es necesaria la implicación de todos los ayuntamientos del litoral en el procedimiento de concesiones y la interpretación de la normativa de forma "amplia, flexible y con sentido común", así como la concordancia con la normativa turística de la Junta de Andalucía y dar seguridad jurídica al sector de las playas, a través de la regularización del mismo.

Como señalan, el 25 por ciento de los 300 chiringuitos del litoral de Málaga tienen la concesión caducada para ocupar el dominio marítimo-terrestre, mientras que la mitad del total únicamente cuenta con una autorización, según la Demarcación de Costas en Málaga.

El pasado noviembre, la Demarcación de Costas comunicó a los ayuntamientos malagueños de Torremolinos y Fuengirola el cumplimiento de la concesión, abriéndose un proceso de negociación entre todas las partes implicadas --Gobierno, Junta, consistorios y asociaciones de empresarios--. Ante esa situación, afirmó a Europa Press el portavoz socialista, Rafael Fuentes, la dirección provincial del PSOE se reunió con los representantes del sector para conocer de primera mano la situación.

Desde el punto de vista legal, el artículo 32 de la Ley de Costas establece que únicamente se podrá permitir la ocupación del dominio público marítimo-terrestre para aquellas actividades o instalaciones que, por su naturaleza, no puedan tener otra ubicación.

En lo que se refiere a los chiringuitos, se permiten instalaciones autorizadas como servicios que deben ser desmontados una vez finalizada la temporada de baño --el 31 de octubre-- y con una superficie máxima de 20 metros cuadrados.

Por otra parte, se permiten las instalaciones con concesión, que deben otorgarse por orden ministerial y que no necesitan desmontarse durante el plazo en que se otorgue dicho permiso. Tendrán una superficie máxima de 150 metros cuadrados y habrá una distancia mínima entre ellas de 200 metros.

SOLICITUDES

Hasta la fecha, únicamente cinco municipios han presentado su solicitud y el proyecto para ajustarse al marco de la ley, Casares, Estepona, Málaga, Fuengirola y Algarrobo. Los tres primeros se encuentran tramitados y remitidos a la Dirección General para su estudio.

Responsables de Costas, de la Subdelegación del Gobierno, de la Junta de Andalucía y de algunos ayuntamientos costeros constituyeron el Foro de Encuentro por el Litoral de la provincia de Málaga, en el que se analizaron diversas cuestiones sobre este espacio. Finalmente, se creará un decálogo que se presentará ante la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa.

Las 10 propuestas consisten en un uso ordenado de las playas, el respeto de los criterios medioambientales, la garantía del uso público, el mantenimiento de los puestos de trabajo del sector, la creación de empleo en el mismo y el cumplimiento de la normativa de la Ley de Costas y del reglamento del año 1988-1989.