Rajoy reitera su "apoyo y confianza total" en Camps tras declarar éste como imputado por el caso Gürtel


El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, saluda a la salida del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana.

“Muy contento y satisfecho”. Así se ha mostrado el presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, tras comparecer ante el juez instructor del llamado caso Gürtel. Camps ha asegurado que ha contado al magistrado “la verdad” sobre su supuesta relación con una trama de corrupción en el Partido Popular y ha expresado su confianza en que “esto vaya lo más rápido y lo mejor posible”.

El jefe del Ejecutivo valenciano ha declarado como imputado durante 45 minutos por un supuesto delito de cohecho. Estuvo acompañado por la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y sus tres vicepresidentes. Camps abandonó la sede del Tribunal Superior de Justicia en su coche oficial, después de que decenas de seguidores le rodearan y cortaran el tráfico. Tenía, según indicó, “muchas ganas de poder contar la verdad”. “Y ya la he contado”, añadió.

El presidente del PP, Mariano Rajoy, reiteró desde Valladolid -antes de participar en un encuentro con alcaldes y concejales del PP- su “apoyo y confianza total” en el presidente de la Generalitat valenciana. Rajoy insistió en que el apoyo a Camps también es “total” por parte de “la mayoría de los valencianos, que no aciertan a ver lo que está ocurriendo”.

Tensión

Más de medio millar de personas se agolpaban a las puertas del Palacio de Justicia donde Camps debía prestar declaración. La tensión entre simpatizantes y detractores del dirigente popular se escenificó cuando un hombre ha roto una pancarta deplegada por miembros de la Intersindical Valenciana en la que se leía Amiguito del alma, ¿y las privatizaciones?. La acción fue aplaudida y coreada con gritos de “Camps, president!”.

Miembros del sindicato corearon la frase “¡Caradura, caradura!”, a lo que los seguidores del PP respondieron con gritos de “¡Presidente, presidente!” y “¡Yes, we Camps!”. Minutos después, otro seguidor del bando popular pinchó uno de los cuatro grandes globos que portaba el sector crítico con Camps. Otro hombre ataviado con un pañuelo fallero y un cartel que reza Camps, dimite ya tuvo que ser protegido por varios agentes de policía para evitar ser zarandeado por seguidores del presidente valenciano, que no han cesado de increparle y de gritar “¡Sois cuatros gatos!”.

Camps llegó sobre las 8.50 al Tribunal Superior de Justicia de Valencia, más de una hora antes de la prevista para su comparecencia para declarar como imputado por un presunto delito de cohecho dentro del llamado caso Gürtel, que investiga una presunta trama de corrupción ligada al Partido Popular.

Trajes por más de 12.000

Camps habría adquirido, según las investigaciones desarrolladas por el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón antes de inhibirse en favor de la Justicia valenciana, trajes por 12.783 euros pagados por Orange Market, una de las empresas de la trama supuestamente dirigida por Francisco Correa-, a cambio de otorgar adjudicaciones a esta sociedad desde 2005 a 2009 por valor de unos cuatro millones de euros. En el auto de inhibición, Garzón señaló también que Camps adquirió “prendas y objetos disimulados en otros pedidos ajenos a las prendas obtenidas y, en algún supuesto, en facturas por gastos del stand de Fitur”.

Tras su declaración, que se producirá un día más tarde de lo previsto ante el aplazamiento que solicitó su abogado -que debía estar presente este martes en otra declaración señalada con anterioridad por otro órgano judicial-, el magistrado instructor del caso, José Flors, interrogará al ex jefe de gabinete de la Conselleria de Turismo Rafael Betoret y al responsable en Valencia de la empresa Orange Market, Álvaro Pérez.

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana anunció el pasado 14 de mayo la decisión del juez de la sala de lo Civil y Penal de citar a declarar en calidad de imputados a Camps y al portavoz del PP en el Parlamento Valenciana, Ricardo Costa.

Competente

Según las investigaciones desarrolladas por Garzón antes de inhibirse en favor del tribunal valenciano, Costa adquirió trajes en diferentes tiendas de ropa por un importe de 7.325 euros que fueron pagados también por Orange Market. La Justicia valenciana aceptó el 21 de abril la competencia planteada por Garzón, que apreció indicios de delito en dos aforados del PP valenciano.

Costa declaró el jueves ante el juez que su actividad pública es “posterior” a la fecha de los “presuntos trajes” que se le imputan. El magistrado no adoptó ninguna medida cautelar ni sobre Costa ni sobre el ex vicepresidente del Gobierno valenciano Víctor Campos, que también prestó declaración como imputado por estos hechos. Costa explicó al juez que es secretario general del PPCV desde junio de 2007 y portavoz del PP en Les Corts desde abril de 2008, “fechas posteriores a los presuntos trajes que se imputan”.