Rodríguez denuncia que el Gobierno regional quiere "atracar" al Cabildo grancanario para dar 9,4 millones a Tenerife

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 7 (EUROPA PRESS)

El vicepresidente y consejero de Desarrollo Económico, Obras Públicas e Infraestructuras y Transportes del Cabildo de Gran Canaria, Román Rodríguez, denunció hoy que el Gobierno regional quiere "atracar" a la corporación insular para "dar 9,4 millones de euros" al Cabildo de Tenerife para el plan de acondicionamiento de carreteras de esta isla.

"Pretenden quitarnos las perras para dárselas a Tenerife y no lo vamos a tolerar", aseguró el también presidente de Nueva Canarias en rueda de prensa en la capital grancanaria, donde dejó claro que el Cabildo grancanario "se va a oponer política y judicialmente si fuera necesario al atraco a la isla de Gran Canaria".

Rodríguez sostiene que "legalmente la propuesta del Gobierno canario no tiene cobertura". Recordó que el Gobierno autonómico "ha eliminado del presupuesto de 2009 los planes sectoriales", para los que no existe consignación presupuestaria. Apuntó que por ello los siete cabildos plantaron al Ejecutivo regional y hay una reprobación política en marcha que ha sido aprobada por unanimidad en la Mesa del Parlamento y será debatida los días 13 y 14 de mayo por "el maltrato que el presidente canario, Paulino Rivero, y el vicepresidente y consejero de Economía y Hacienda, José Manuel Soria, perpetran al Cabildo de Gran Canaria", afirmó.

"BUSCAN PERRAS DEBAJO DE LAS PIEDRAS"

Agregó que ello ha obligado al Gobierno canario a "intentar vestir el santo y buscan una solución de urgencia". Así, denunció que "este Gobierno supuestamente por falta de recursos está buscando perras debajo de las piedras".

En este sentido, subrayó que el más importante de los planes sectoriales es de acondicionamiento de carreteras 2001-2008 que asciende a 103 millones de euros (51,5 del Cabildo de Gran Canaria y 51,5 de Tenerife). El 28 de abril de este año, el Cabildo grancanario certificó todo lo ejecutado hasta el 31 de diciembre de 2008, que equivale a 9.466.312 euros, recursos que la institución insular ya ha invertido y nominado en su presupuesto en la partida de ingresos.

De este modo, según Rodríguez, el Gobierno regional pretende "usar la cuantía consignada en el presupuesto y que son recursos de ingresos del Cabildo de Gran Canaria para financiar el plan de carreteras de Tenerife". No en vano, se trata de unos recursos que están contemplados en un "plan anticrisis" para invertir en obra pública y en materia social, que será anunciado la próxima semana por el presidente del Cabildo, José Miguel Pérez, y por el vicepresidente insular.

De hecho, advirtió de que la institución defenderá "con absoluta firmeza" sus recursos, al tiempo que expresó un "no rotundo a un intento de machacar a un territorio que no es afín".

El dirigente nacionalista mostró, así, su "oposición radical a que los recursos del Cabildo de Gran Canaria financien al desastroso Gobierno de Canarias y que Soria los ponga al servicio de inconfesables intereses".

"UN INTENTO CLARO DE DIVIDIR A LOS CABILDOS"

En su opinión, se trata de "un intento claro para dividir a los cabildos". "La clave aquí es dividir a los cabildos y lo van a conseguir". De hecho, apuntó que "detrás de esto está Soria con su intención de confundir, manipular y dividir a los cabildos".

Explicó que el Gobierno regional usa un "argumento insustancial" para justificar el "atraco a Gran Canaria", como es ofrecer a la primera institución de la isla 4,5 millones para el plan de carreteras de 2009, así como devolver la deuda de 10,4 millones que tiene con la corporación insular durante los próximos tres años".

"Nos quieren quitar nuestros recursos", reiteró Rodríguez, que incidió en que "sean recursos de la Comunidad Autónoma Canaria los que financien el nuevo plan de carreteras y no el Cabildo de Gran Canaria".

CABILDO DE TENERIFE

Asimismo, planteó que el presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, se ha mostrado más próximo a la visión del Gobierno regional, alegando que el cabildo tinerfeño "está mal". Sin embargo, según Rodríguez, "todas las instituciones y empresas están mal por la crisis". Igualmente, abundó en que el Cabildo de Gran Canaria "ha perdido el 17 por ciento de los ingresos por culpa de este Gobierno regional".

Señaló que el "cambio de postura" del cabildo tinerfeño es "típico", aunque espera que la Federación Canaria de Islas (Fecai) "mantenga su posición unánime" contra la postura del Ejecutivo regional respecto a los planes sectoriales.

Rodríguez advirtió de que si el Gobierno regional "toca los recursos del Cabildo grancanario" y no se lo transfieren a esta administración, ésta "usará todas las vías a su alcance".