Segura

MURCIA, 15 (EUROPA PRESS)

El coordinador regional de IU, José Antonio Pujante, aseguró hoy que "efectivamente hay un trasfondo" en la dimisión de Francisco del Amor como presidente del Sindicato Central de Regantes. Se trata del conocimiento de la posición futura del PP hacia el trasvase Tajo-Segura, "se está pactando entre PP y PSOE de Castilla La Mancha en el marco y contexto del proceso de reforma del Estatuto de autonomía de C-LM. Y eso lo sabe Del Amor, igual que sabe la posición del PP".

Además, añadió en rueda de prensa, "tenemos el hecho fehaciente de que la iniciativa parlamentaria presentada por el PSOE y pactada inicialmente con el PP y ofrecida con posterioridad a IU, duerme en el Parlamento". "Se está posponiéndose un mes, otro mes, otro mes para evitar que se debata en el Parlamento", remarcó.

También, prosiguió, "tenemos el hecho de la plataforma que se ha constituido en la Región de Murcia, promotora de la iniciativa legislativa popular, para la no caducidad del trasvase Tajo-Segura, que ha sido recibida por IU y el PSOE, pero en cambio desde el PP, Valcárcel ha dicho que tiene la agenda completa y no tiene tiempo a recibirla".

Todo esto "nos hace llegar a la conclusión de que el PP está haciendo movimientos en los que previsiblemente claudique junto a las posiciones de De Cospedal en el tema del agua y lleguen a una solución de compromiso que satisfaga a los intereses del PP y PSOE de C-LM y del PP nacional".

En cualquier caso, advirtió, "por un lado o por otro se introducirán artículos o disposiciones transitorias con una ambigüedad calculada de tal suerte que la sartén la tendrá por el mango el Gobierno de la Nación".

Al final quien tomará las decisiones será una vez más el Gobierno central, por mucho que diga el Estatuto de Autonomía de C-LM y "ningún Gobierno central, sea del siglo que sea, se atreverá jamás a cortar de un plumazo una infraestructura tan utilizada social, medioambiental y económicamente y que repercute en términos de PIB de una manera tan importante como ocurre en la Región de Murcia".

A su juicio, "hay que plantear alternativas y un pacto nacional del agua en el que C-LM y Murcia dialoguen, debatan y lleguen a un acuerdo que sea satisfactorio para ambas comunidades autónomas" y "acabar en definitiva con el hacha de guerra que se ha abierto y que lo único que persigue es votos". "Se les está viendo el plumero", advirtió Pujante.

"Desde luego la demagogia entorno al agua se está desvelando cada vez de una forma más intensa y clara", concluyó.