Sindicatos agrarios insisten en que el consumo de carne de cerdo no es una vía de transmisión de gripe porcina

Xóvenes Agricultores solicita una reunión urgente con responsables de la Consellería de Sanidade

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 27 (EUROPA PRESS)

Xóvenes Agricultores (XX.AA.) y Unións Agrarias (UU.AA.) insistieron hoy en que el consumo de carne de cerdo no es una vía de transmisión de la gripe porcina al asegurar que esta variante humana de una dolencia animal se contagia de persona a persona y, por tanto, es una cuestión vinculada al ámbito de la sanidade humana.

Por ello, XX.AA. solicitó hoy una "reunión urgente" con las autoridades sanitarias de la comunidad gallega a fin de abordar esta cuestión, que asimismo trasladarán mañana al conselleiro de Medio Rural, Samuel Juárez, a quien pedirán "acciones compensatorias" para los productores gallegos de carne de porcino, en caso de que la "alarma social" provoque una caída en las ventas de este alimento.

Por su parte, UU.AA. consideró que los casos de gripe porcina "no deberían tener ninguna incidencia" en el subsector productor de carne de cerdo de la comunidad al señalar que las únicas medidas estudiadas por los distintos gobiernos se han estado centrando en el control de las entradas de población procedente de México, donde se registró el fallecimiento de un centenar de personas.

Aparte, la organización agraria manifestó que no se han puesto "en duda" las condiciones sanitarias del porcino gallego ni del español y que tampoco se han restringido las relaciones comerciales con otros países, pese a que no existen en este caso. Estas circunstancias llevaron a que Unións Agrarias reiterase su convicción de que esta dolencia "no tendrá repercusión en el sector".

A este respecto, Xóvenes Agricultores demandó información "rigurosa" y "coordinada" a las distintas administraciones con competencias en la materia, después de denunciar que los mercados mundiales de porcino sufrieron hoy las "primeras consecuencias" de esta variante humana de una gripe animal que se han traducido en "limitaciones" de las transacciones comerciales.

XX.AA. reiteró que la gripe porcina constituye un problema de sanidad humana y no animal y, como prueba, señaló que no se trasladó ninguna comunicación a las explotaciones porcinas ni se ha adoptado ninguna medida al respecto.