CRISIS EN EL PSOE Estos son los 17 miembros de la Ejecutiva del PSOE que han presentado su dimisión

Imputado un cazador furtivo en Burgos por emplear lazos que provocaron el ahorcamiento de dos corzas

Imputado un cazador furtivo en Burgos por emplear lazos que provocaron el ahorcamiento de dos corzas

Imputado un cazador furtivo en Burgos por emplear lazos que provocaron el ahorcamiento de dos corzas

BURGOS, 24 (EUROPA PRESS)

Miembros del Seprona de Burgos y Miranda de Ebro, apoyados por Agentes Medioambientales de la Junta, han imputado a un furtivo por el uso de lazos para cazar que provocaron la muerte de dos cérvidos, según informaron a Europa Press fuentes de la Subdelegación del Gobierno.

Las investigaciones se iniciaron a raíz de que el pasado mes de diciembre Agentes Medioambientales descubrieran en la zona de Modúbar de la Emparedada la existencia de dos lazos, método prohibido para el ejercicio de la caza, que habían provocado la muerte por ahorcamiento de dos corzas.

Las investigaciones emprendidas por patrullas del Seprona, con el apoyo de Agentes Medioambientales de la Junta, permitieron comprobar cómo una persona había accedido al lugar donde se encontraban los lazos y los había manipulado de tal manera que indicaba, sin ninguna duda, que se trataba del individuo que los había colocado.

Identificada plenamente esta persona como A.H, de 60 años, se solicitó a la autoridad judicial la correspondiente orden de entrada y registro en su domicilio, en el que, entre otros objetos, se localizaron seis lazos idénticos a los hallados y otros objetos que le incriminaban directamente, motivo por el que se le imputó un delito contra la fauna.

Además se incautó un revólver antiguo sin documentación que lo ampare, un arco con flechas, armas blancas, varias emisoras de radio y elementos relativos a la taxidermia, presumiblemente para su comercialización, sin ningún tipo de certificación oficial ni autorización.

El método empleado por esta persona para la caza (lazos) consiste en la colocación indiscriminada de cables acerados por zonas con presencia de animales, con la intención de atrapar a cualquier animal que introduzca su cabeza por ellos, lo cual provoca de manera definitiva el ahorcamiento de la pieza.

En concreto, este método está penado por tratarse de un arte prohibida al responder a una naturaleza no selectiva en el ejercicio de la caza.