Seprona imputa un delito a dos hombres que, sorprendidos por agentes, abandonaron el arma y la caza en Soria

SORIA, 29 (EUROPA PRESS)

El equipo del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil de Soria imputó a dos ciudadanos riojanos la presunta comisión de un delito relativo a la protección de la flora y la fauna después de comprobar que, al ser sorprendidos por los agentes, los dos hombres abandonaron el arma y la pieza cazada.

Según informaron a Europa Press fuentes del Instituto Armado, los riojanos R.E.M., de 25 años, y J.G.P.A., de 37, ambos con antecedentes por la comisión de hechos similares, fueron identificados cuando viajaban en un vehículo todoterreno en el camino que une Fuentegelmes y Bordecorex, a su paso por un coto de caza, en la tarde del pasado día 25.

Dado que los agentes no hallaron en poder de estas personas objeto incriminatorio alguno, los dejaron abandonaron el lugar, la patrulla del Seprona, en compañía de un Guardia Particular del Campo, procedieron a efectuar una "minuciosa" inspección del sitio.

Estas labores dieron como resultado el hallazgo, en la madrugada del día 26, de un rifle del calibre 30-06 con mira telescópica y cuatro cartuchos que resultó ser propiedad del primero de los imputados y que se encontraba partida por la mitad, supuestamente a consecuencia del golpe que sufrió cuando fue arrojada por uno de los hombres.

A raíz del hallazgo, se efectuó una batida que se dio por finalizada al encontrar al mediodía del día 26, a un kilómetro de distancia aproximadamente de donde se produjo la identificación, de una cabeza de corzo macho separada del cuerpo.

El Equipo del Seprona se hizo cargo de la instrucción de las diligencias, que puso a disposición de la Autoridad Judicial, junto a los efectos reseñados.