Katie Holmes quiere más sexo

LOS ANGELES, 28 (EUROPA PRESS)

La actriz estadounidense vuelve a ser noticia a causa de unos rumores que conciernen a su matrimonio con el también actor Tom Cruise. Katie Holmes parece estar cada vez más harta de que su vida matrimonial gire únicamente entorno a su marido, y que a él nunca le quede tiempo para ella. Esto parece afectar sobre todo a su relación de pareja, ya que la joven se queja de su escasa vida íntima.

Debe ser realmente estresante ser la mujer de Tom Cruise: Un evento tras otro, paseos sobre la alfombra roja, viajes y más viajes alrededor del mundo y tener que hacerse cargo, además, de la educación de su hijita Suri, de 3 años. Lógico que todo ello deje poco tiempo para la intimidad de la pareja.

Según varias fuentes cercanas a la actriz citadas por 'The Daily Mail' y recogidas por Europa Press, Katie Holmes está de lo más frustrada con su escasa vida sexual: La agenda de su esposo no deja al parecer ningún lugar para esos momentos íntimos tan necesarios en la pareja, cosa que frustra enormemente a la joven.

Hace unas semanas, en una entrevista al mismo periódico, la actriz declaraba: "Tom es el hombre más maravilloso del mundo. Soy tan feliz. Lo amo. Ha sido él quien ha hecho que mi vida merezca la pena. Me hace reír como nunca antes lo habían hecho".

Sin embargo, una fuente cercana a la pareja desveló a la revista inglesa 'Closer' que Katie está visiblemente más triste desde hace unos meses. La estadounidense se queja de la agotadora vida que lleva al lado de su marido, que no le deja ningún tiempo libre para compartir a solas con el actor.

Tom parece estar tan ocupado con sus proyectos en Hollywood que descuida por completo sus obligaciones conyugales. Que Katie mientras tanto pase las horas junto a la hija de ambos, la pequeña Suri, y lleve una vida cada vez más solitaria, parece traer sin cuidado al actor de la saga 'Misión Imposible'.

"Holmes se niega a ser una simple mujer florero al lado de Cruise sobre la alfombra roja. Tiene la sensación de tener que estar suplicando continuamente para que Tom le preste un poco más de atención", alega esta fuente. "La pareja lleva vidas separadas desde hace tiempo", añade.