Twitter consigue reconciliar a Demi Moore con su marido

LOS ANGELES, 28 (EUROPA PRESS) Twitter hizo que se pelearan y Twitter los ha vuelto a unir. Demi Moore se ha reconciliado con su marido, Ashton Kutcher, tras el tremendo disgusto que se llevó después de ver cómo éste publicó en Twitter una foto suya en paños menores. El perdón de la estrella llegó después de que su alocado esposo le mandara "una bomba de amor" a través de esta red social. La imagen que rápidamente recorrió el globo dejaba ver a una mujer de espaldas y agachada luciendo un bikini blanco. No se le ve la cara, pero el propio Kutcher explica en el texto de su espacio personal que se trataba de Demi mientras hacía las faenas del hogar. "Ahora mismo estoy viendo a mi mujer planchando uno de mis trajes mientras lleva puesto un bikini blanco. Gracias Dios", palabras que escribía quince minutos antes de decidirse, cual adolescente hiperhormonado, a subir la foto en su página personal junto a la frase: "esto es un secreto, no se lo digáis a mi mujer". Un acto muy inmaduro que, obviamente despertó las iras de Moore, quince años mayor que el impulsivo Kutcher. Pero ni corto ni perezoso el actor utilizó esta misma herramienta para volver a ganarse los favores de su esposa. Así, en lugar de los tradicionales bombones o las típicas rosas, Kutcher decidió mandarle a Moore una 'ciberbomba' de amor. Kutcher (@aplusk, en Twitter) le pidió a todos sus seguidores de Twitter, que suman más de medio millón de internautas, que mandaran mensajes a la dirección de Demi Moore (@mrskutcher) a una hora determinada dándole los buenos días y diciendo 'I love U'. Los fans del actor no le dejaron mal y respondieron a su iniciativa. En pocos minutos la maravillada Demi recibió 3.600 mensajes que consiguieron ablandar su corazón. La actriz perdonó el desliz de su esposo y, para hacer partícipes de la reconciliación a todos sus colegas de la red social escribió en Twitter: "Mi marido me ha mandado una bomba de amor".