El Ayuntamiento proyecta el 'Monumento a los fallecidos' en la guerra civil y posguerra como un jardín de la memoria

GIJÓN, 30 (EUROPA PRESS) El concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Gijón, Pedro Sanjurjo, presentó hoy el proyecto del 'Monumento a los fallecidos' en la guerra y la postguerra civil, en recuerdo de aquellos fusilados que fueron identificados y permanecen en las cuatro fosas comunes del cementerio de Ceares. Junto a él participaron en el acto los concejales José Manuel Sariego (PSOE) y Jesús Montes Estrada (IU), quien lo definió como un "jardín de la memoria". Sanjurjo argumentó en el acto, que el propósito es que "quede constancia histórica" de las personas que dieron su vida "por la libertad y un régimen democráticamente elegido", en referencia a la II República. Por ello, apuntó que la Junta de Gobierno aprobó la construcción del monumento de gratino en un espacio contiguo al cementerio, en forma octogonal, "como si fueran las hojas de un libro abierto donde aparecerán todos los nombres de las personas identificadas". "Detrás de todos esos nombres hay una enorme tragedia de una parte triste de la historia de nuestra ciudad", comentó. Dijo Sanjurjo que también se pretende dejar constancia de un pasado, "que es pasado pero no puede ser olvidado". "No se trata de abrir heridas sino de recordar", aseveró. Asimismo, señaló que se habilitará una nueva entrada por la zona suroeste del cementerio para que sea accesible para cualquier persona. El monumento, que se configura de láminas de gratino con los nombres de los fusilados, se encuentra en proceso de redacción del proyecto y se ejecutará este año con cargo al presupuesto municipal. Remarcó así que se dará uso a un espacio público "en memoria de quienes no pudieron disfrutar de la vida en democracia" existente hoy en día. Finalmente, Sanjurjo explicó que las incorporaciones de los nombres se realizarán con la base documental que da constancia de quienes fueron víctimas de la opresión, así como con la colaboración de aquellas familias que quieran incluir a sus parientes no incluidos en dichas listas. También comentó que se respetarán las objeciones de las familias que no quieran ver a sus parientes incluidos. Por su parte, el concejal de IU Jesús Montes Estrada recordó el trabajo de años realizado por el Ayuntamiento para que quede constancia de un espacio que debe ser "el jardín de la memoria". "Enfrente se hace homenaje a Rafaela Lozana, que como otras parientes de fusilados, se pasó meses en la puerta de Hierro que aquí hubo esperando a que el alcalde se dignase a hablar con ella", recordó. Asimismo, señaló que pasado mañana se cumplen 70 años del fin de la Guerra Civil. Sariego señaló, por último, que culmina así una iniciativa compartida por varios colectivos que trabajan por dignificar la memoria de quienes "se sacrificaron acto de justicia" y en cumplimiento de la Ley de la Memoria Histórica. Apuntó que contendrá 2.400 inscripciones y dijo que no se descartan nuevas actuaciones en el entorno y la incorporación de más nombres, en lo que reiteró será el "jardín de la memoria".