La Junta se pone a la "entera disposición de los órganos judiciales" en el caso de la niña de 17 meses fallecida

MÉRIDA, 17 (EUROPA PRESS) La Junta de Extremadura anunció hoy que se pone a "la total y entera disposición de los órganos judiciales pertinentes" para esclarecer "de manera clara y rotunda" el caso de la niña de 17 meses de edad fallecida en el Hospital Clínico de Salamanca, tras haber sido derivada al mismo desde el Hospital San Pedro de Alcántara de Cáceres. En un comunicado de prensa, la Junta subraya que "estará en todo cuanto dispongan" los órganos judiciales, así como dispuesta a "facilitar cuanta documentación precisen" para que se esclarezca el "lamentable hecho". Añade la nota que "independientemente de esta circunstancia, y tan pronto como se ha tenido constancia de ello, la consejera de Sanidad y Dependencia ha dado las instrucciones precisas para que se recabe toda la información relativa a este hecho". Así mismo, agrega, lo sucedido "se ha puesto en conocimiento del Defensor de los Usuarios del Sistema Sanitario Público de Extremadura para que canalice las peticiones del ciudadano, le asesore sobre las distintas vías para la defensa de sus intereses y formule las recomendaciones oportunas en el caso de observarse un mal funcionamiento de la administración". Recuerda la Junta que este servicio es "totalmente gratuito". Cabe indicar que la Asociación El Defensor del Paciente ha solicitado a la fiscal jefe de Cáceres, Marta Abellán-García, que investigue el caso de un niña de 17 meses que falleció el pasado día 10 en el Hospital Clínico de Salamanca, al que fue derivada el día 5 desde el Hospital San Pedro de Alcántara de Cáceres después de que hubiera sido atendida de convulsiones febriles en el consultorio médico de Casar de Cáceres. La presidenta de la asociación, Carmen Flores, ha remitido una carta a la fiscal jefe en la que le adjunta el relato de la propia madre de la niña, de nombre Nerea. En la carta, difundida a los medios por el Defensor del Paciente, solicita Flores la "apertura de una investigación de oficio y la depuración de responsabilidades".