La organización de indígenas amazónicos de Perú vuelve a la mesa de diálogo

  • Lima, 21 may (EFE).- El presidente de la mayor asociación de indígenas de la amazonía peruana, Alberto Pizango, que representa el sector más radical, anunció hoy que su asociación vuelve a la mesa de diálogo instalada ayer por el Ejecutivo.

La organización de indígenas amazónicos de Perú vuelve a la mesa de diálogo

La organización de indígenas amazónicos de Perú vuelve a la mesa de diálogo

Lima, 21 may (EFE).- El presidente de la mayor asociación de indígenas de la amazonía peruana, Alberto Pizango, que representa el sector más radical, anunció hoy que su asociación vuelve a la mesa de diálogo instalada ayer por el Ejecutivo.

"Nosotros vamos a ir al diálogo, la instalación de la mesa está ahí", afirmó a Radio Programas del Perú el presidente de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Amazonía (Aidesep).

Tras más de un mes de acciones de protesta por parte de los nativos amazónicos, que incluyeron bloqueo de carreteras, ríos y aeropuertos provinciales, el Gobierno peruano emitió ayer un decreto en el que creaba una mesa de diálogo con los indígenas.

Sin embargo, a la primera sesión de dicha mesa no acudieron representantes de Aidesep, motivo por el cual el primer ministro de Perú, Yehude Simon, mostró su disgusto.

Pizango señaló hoy que su organización aún debe designar a los que serán sus representantes ante la mesa multisectorial, tras lo que tendrán que acudir desde la región amazónica hasta Lima.

"Tenemos que presentar a nuestros integrantes que van a estar en la mesa. Ellos vienen de las provincias y deben llegar el día viernes, y desde la próxima semana se sumarán a la mesa", explicó el líder indígena.

Pizango reiteró su disposición al diálogo, pero también remarcó que el objetivo de los grupos nativos, que iniciaron sus protestas el 9 de abril pasado, continúa siendo la derogación de las leyes y decretos que consideran perjudiciales a su territorio.

"No estamos siendo intransigentes (...) Se derogan estos decretos legislativos y nos sentamos rápidamente para hacer otros", agregó.

El presidente de Aidesep negó que sus críticas sean destructivas y explicó que cuenta con un plan alternativo de desarrollo estratégico que señala cómo ejecutar proyectos de acuerdo a la cosmovisión de los pueblos indígenas de la amazonía, respetando la propiedad ancestral, la armonía del ecosistema y el medio ambiente.

"Aquí los pueblos indígenas son legítimamente los que tienen que participar con la empresa privada: no necesitamos intermediarios, sino (tratar) directamente", afirmó Pizango.

Aidesep y otras organizaciones han protagonizado desde el 9 de abril diversas acciones de protesta, que han requerido la intervención de la policía o de la Marina de Guerra.

El Gobierno se niega a dar a los indígenas poder de decisión en la concesión de licencias para explorar y explotar petróleo y gas, con el argumento de que el subsuelo es propiedad del Estado y de todos los peruanos, y no de las comunidades que allí viven.

Desde el pasado 9 de mayo rige el estado de emergencia en varias localidades amazónicas de cuatro departamentos del este del país, una medida que también los indígenas piden que se levante.

La mesa de diálogo instalada ayer, en la que también participan los ministerio del Ambiente, Agricultura, Energía y Minas, Educación, Interior, Mujer, Transportes y Vivienda, busca llegar a un acuerdo que permita el fin de las protestas.