Barberá critica la "improvisación" de Zapatero y esperará a un "anuncio real" sobre el nuevo fondo municipal

VALENCIA, 15 (EUROPA PRESS)

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, criticó hoy la "improvisación" del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en relación a las medidas avanzadas durante el debate sobre el estado de la Nación. En este sentido, aseguró que esperará un "anuncio real" y un decreto que concrete las condiciones sobre el nuevo fondo estatal para los municipios anunciado por el jefe del Ejecutivo central.

La primera edil se pronunció en estos términos durante la inauguración de una nueva zona Wifi en el Mercado de Colón, al ser preguntada sobre un nuevo plan de inversiones en los municipios por valor de 5.000 millones de euros, que se destinarán a temas relacionados con el medio ambiente, las nuevas tecnologías y el ámbito social.

Barberá criticó la "improvisación" de Zapatero, ya que durante el debate presentó determinadas propuestas que después "se han cambiado" en las resoluciones. En concreto, citó ciertas medidas relacionadas con la desgravación de la compra de viviendas, que "ya se ha cambiado el límite de sueldo de las personas" que pueden acceder.

En este sentido, aseguró que van a "esperar a que se produzca un anuncio real y un decreto" en el que se concreten las "condiciones" de este nuevo fondo. Entonces, añadió, se "buscará en qué plazos y para cuándo se va a invertir", ya que, por el momento, "no se sabe cómo se distribuyen", ni "cuáles son los objetivos, los plazos o el presupuesto", lamentó.

Barberá avanzó que, después de la Junta de Gobierno local ha hablado con los concejales para reunirse y preparar los presupuestos de los próximos años, porque "puede haber en Valencia 300 millones de obra en inversión" entre el Fondo Estatal de Inversión Local, y el Plan Confianza de la Generalitat. Por tanto, destacó que es necesario "sentarse a trabajar coordinadamente" sobre los presupuestos que quedan esta legislatura, el de 2010 y el de 2011, además del extraordinario del nuevo fondo estatal, "si finalmente se produce", matizó.

Asimismo, resaltó que hay un "dato básico, que es el suelo", por lo que también hay que trabajar para "empezar o continuar las expropiaciones para los espacios municipales necesarios, de acuerdo con el programa electoral".

Barberá hizo hincapié en que "tanto las obras que se están financiando con el plan estatal, como las que se financiarán con el Plan Confianza" se han "elegido por el equipo de gobierno municipal, junto con los vecinos", y el que las está "ejecutando con toda su responsabilidad" es el Ayuntamiento.

La primera edil aclaró así las "posibles tentaciones de otros de patrimonializar las obras", aunque reconoció que "nadie niega que las está pagando el Estado". Criticó que el Plan Zapatero surge "por un interés distinto al puramente vecinal" y añadió que "sus objetivos no se van a cumplir", porque "ni se va a arreglar el tema del desempleo ni se van a solucionar los problemas financieros de los Ayuntamientos". No obstante, resaltó que "cualquier euro que vuele por ahí para la ciudad yo lo voy a coger".