La central sindical argentina se moviliza en reclamo de mejoras salariales

  • Buenos Aires, 22 abr (EFE).- La Central de Trabajadores Argentinos (CTA), uno de los dos grandes sindicatos del país, comenzó hoy una jornada de huelgas parciales y movilizaciones en reclamo de mejoras salariales y en defensa del empleo ante la crisis financiera global.

Buenos Aires, 22 abr (EFE).- La Central de Trabajadores Argentinos (CTA), uno de los dos grandes sindicatos del país, comenzó hoy una jornada de huelgas parciales y movilizaciones en reclamo de mejoras salariales y en defensa del empleo ante la crisis financiera global.

Las manifestaciones de los trabajadores provocaron un caos de tráfico en los principales accesos a Buenos Aires y en varias zonas de la ciudad.

Las protestas se complementan con movilizaciones y cortes de carreteras de todo el país, destacó Hugo Yasky, líder de la CTA, que agrupa fundamentalmente a asociaciones de empleados y docentes públicos.

"Es una jornada nacional de lucha, el preámbulo de un paro general que se haría efectivo en diez días si no tenemos respuesta al pedido que hicimos al Gobierno", indicó el líder sindical, quien consideró que la protesta responde a la "necesidad de un nuevo modelo de distribución de la riqueza".

La CTA anunció la oleada de movilizaciones en coincidencia con reclamos similares de la Confederación General del Trabajo (CGT), el mayor sindicato del país, cuya dirección responde al oficialista Partido Justicialista (peronista) y lleva a cabo negociaciones con el Gobierno de Cristina Fernández.

Las reclamaciones sindicales coinciden con negociaciones paritarias con la mayoría de los sectores empresariales en momentos en que se calcula que la crisis global ha causado el cese o suspensión de unos 60.000 trabajadores argentinos, sobre todo de la industria automovilística, metalúrgica y la construcción.

Yasky ha remarcado la necesidad de que se conceda "un seguro de empleo y formación para los desocupados reales".

La dirección de la CGT, encabezada por su líder, Hugo Moyano, mantuvo este lunes una larga reunión con Fernández para pedirle aumentos en los subsidios al desempleo y en las asignaciones salariales por familia, entre otras reclamaciones.

Este encuentro se llevó a cabo mientras el Gobierno delinea su estrategia con vistas a las elecciones legislativas del 28 de junio próximo, consideradas un plebiscito para la gestión de la mandataria.