Pierden su empleo más del 20% de los trabajadores de la madera de Jaén

  • Jaén, 14 abr (EFE).- Más de un veinte por ciento de lo trabajadores del sector de la madera de Jaén han perdido su trabajo bien por despidos, por no renovárseles sus contratos o por cierre de las empresas.

Pierden su empleo más del 20% de los trabajadores de la madera de Jaén

Pierden su empleo más del 20% de los trabajadores de la madera de Jaén

Jaén, 14 abr (EFE).- Más de un veinte por ciento de lo trabajadores del sector de la madera de Jaén han perdido su trabajo bien por despidos, por no renovárseles sus contratos o por cierre de las empresas.

El sector de la madera en esta provincias, que según datos de 2008 representaba el 60 por ciento de la exportación del total de Andalucía, se está viendo afectado por la crisis y está en una "situación grave" en lo que podría denominarse un "efecto dominó" tras la construcción, según ha dicho a Efe Ángel Mendoza, secretario de Acción Sindical de Metal y construcción de UGT-Jaén.

En Andalucía las principales zonas en las que se concentran empresas relacionadas con la madera se encuentran en la provincia de Jaén, en las localidades cordobesas de Lucena y Priego y algo en Sevilla.

En Jaén, según Mendoza, hay unas 1.200 empresas del sector que aglutinan a cerca de 9.000 trabajadores, centradas principalmente en municipios como Mancha Real, Arjona, Marmolejo, Lopera, Huelma o Pegalajar.

La situación de los últimos meses ha hecho que no se haya renovado el contrato a un 15 por ciento de los trabajadores, y entre un 7 y 8 por ciento han sido despedidos.

Ademáshay cuatro Expedientes de Regulación de Empleo (ERE) que afectan a unos 250 personas.

En el mismo sentido se ha manifestado José Casanova, de la Comisión gestora de la Construcción y la Madera de CCOO-Jaén, que ha asegura que en algunas empresas se están planteando presentar un segundo ERE.

Ya han cerrado empresas en Mancha Real, Marmolejo, Huelma, Pegalajar y en Arjona, una de las localidades más afectadas, ya que con poco más de 5.000 habitantes ha visto como cerraban tres empresas dedicadas a la fabricación de muebles y otras han reducido sus trabajadores a la mínima expresión.