(Ampliación) Corbacho pide "prudencia" y aconseja esperar a mayo para ver si hay un cambio de tendencia

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, pidió hoy "prudencia" ante las cifras de paro de abril y recomendó esperar a conocer los datos de mayo para comprobar si existe o no un cambio de tendencia en la destrucción de empleo.

En declaraciones a los medios a su llegada a Madrid tras realizar una visita oficial a Rumanía, Corbacho dijo que sí parece que existe un cambio de tendencia, "puesto que febrero fue mejor que enero, marzo mejor que febrero y abril, que ha registrado la serie más baja en lo que llevamos de año, ha sido mejor que marzo".

El ministro destacó que, pese la disminución de afiliados a la Seguridad Social, que ha sido de casi 24.000 cotizantes, el número total de ocupados sigue por encima de los 18 millones, lo que atribuyó al resultado de "muchas de las medidas que ha adoptado el Gobierno".

"Vamos a seguir trabajando en estas medidas porque frenar la destrucción de empleo es el objetivo número uno, porque sólo una vez que consigamos frenar la destrucción de empleo es cuando podemos empezar ya a trabajar en la posibilidad contraria, que sería la creación de empleo y en consecuencia reducir las cifras de paro, que son altas", explicó.

Asimismo, Corbacho destacó los registros del sector de la construcción, "el que menos empleo ha destruído en relación con los otros sectores", y señaló que en la medida en que este sector vaya disminuyendo sus ajustes de empleo, el nivel de destrucción de empleo en los otros sectores productivos "no será tan potente".

En su opinión, las cifras indican que la construcción "ha tocado fondo" en materia de destrucción de empleo, lo que consideró importante, porque, según precisó, más del 60% de los puestos de trabajo destruídos en el último año procedían de este sector.

"MEDIDAS PARA LA REALIDAD".

Por otra parte, el ministro se refirió a las previsiones para España emitidas por la Comisión Europea y afirmó que, si bien tienen que ser "tenidas en cuenta y respetadas", lo que debe hacer el Ejecutivo es tomar medidas ajustándose a la realidad.

"Lo que tiene que hacer el Gobierno es, teniendo el análisis de la realidad, tomar medidas sobre esa realidad y también empezar a mirar a medio y largo plazo", aseguró.

El ministro, que asistirá mañana a la Cumbre de Empleo que se celebra en Praga, afirmó estar "seguro" de que otros países han tenido que ajustar sus previsiones, e incidió en que España lo que debe hacer es "seguir trabajado con medidas de choque" y "empezar a pensar" en un modelo de crecimiento que no esté basado en la construcción para salir de la crisis.