CC.OO. dice que los datos de abril demuestran que la crisis "sigue sin tocar fondo"

Pedirá al nuevo Gobierno vasco que extienda a Euskadi un Pacto por el empleo, la protección social y la economía productiva

BILBAO, 05 (EUROPA PRESS)

CC.OO. de Euskadi aseguró hoy que los datos de paro del mes de abril demuestran que, a pesar de que parece que la destrucción de empleo se "atempera", la crisis "sigue sin tocar fondo".

Según informó el sindicato, el ritmo de destrucción de empleo parece "atemperarse" en abril también en el País Vasco. "No obstante, y aunque esto refleje un descenso con respecto a las subidas de los meses pasados, supone que en nuestra Comunidad hay 1.021 personas paradas más que el mes pasado, lo que suma un total de 122.111 personas desempleadas", agregó.

Ademas, aseguró que "lo que parece claro es que, aún mostrando un ritmo más atemperado en la destrucción de empleo, la crisis sigue si tocar fondo", aunque reconoció que sí hay algunos elementos que pueden ser considerados "positivos" dentro de esta "mala" coyuntura general.

"Primero, que el ritmo de destrucción de empleo se ha atemperado. Segundo, que el paro entre las mujeres se reducido, aunque sólo sea en 213 y por último, que el mayor aumento del desempleo proviene del colectivo sin empleo anterior, y esto no se considera destrucción de empleo", explicó.

MEDIDAS AL NUEVO GOBIERNO

CC.OO. pedirá al nuevo Gobierno vasco que tenga en cuenta estos aspectos y propondrá extender a Euskadi un Pacto por el empleo, la protección social y la economía productiva.

De esta manera, el sindicato emplazó al futuro Ejecutivo vasco y a la Patronal a afrontar de manera conjunta, un diagnóstico común, y unas medidas consensuadas que hagan frente a la crisis, porque "además de la crisis financiera internacional, existen razones propias que también nos están llevado a esta situación".

Por último, reivindicó que es "necesario" reforzar la protección de las personas desempleadas, también desde los recursos autonómicos de que hay dotado" y exigió la transferencia de las políticas activas de empleo para poder coordinar, racionalizar y afrontar "con garantías el mejor servicio posible a las personas que queden en desempleo".