El estado de la nación es recesión, déficit y paro, dice Rajoy

Por Raquel Castillo

MADRID (Reuters) - El líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, criticó con dureza la gestión económica del Gobierno y las 11 nuevas medidas propuestas el martes por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, a quien acusó de esconder la crisis financiera y de falta de reacción para detenerla.

"Recesión, déficit, deuda y un paro galopante: este es el estado de la nación sin maquillajes y sin aspavientos, todas las palabras se han quedado cortas", dijo Rajoy durante su intervención en el debate sobre el Estado de la Nación.

"Empeorará aún más si usted no cambia radicalmente su política económica (...) es urgente la rectificación y eso es lo que he venido a decirles aquí", agregó.

Rajoy acusó al jefe del Ejecutivo de llevar cinco años de retraso en sus políticas y de "ir a contracorriente" de las previsiones de la Comisión Europea, el Banco de España, el FMI y los analistas.

El líder 'popular' remitió a las medidas del "Plan Anticrisis" de su formación cómo "las reformas que España necesita", y entre ellas enumeró la reforma laboral, una gran reforma del sistema educativo y de una reforma del sistema de pensiones.

También reprochó al Gobierno que la mitad de los más de cuatro millones de parados en España se hayan producido en el último año, después de que Zapatero fuera investido presidente, y de que 2,7 millones de personas ya no puedan hacer frente a las deudas contraídas.

Rajoy realizó un ataque frontal contra el Gobierno en el que enumeró todas las cifras económicas negativas y aseguró que todas las palabras para definir la situación actual "se han quedado cortas".

"Estamos ante una crisis económica de dimensiones inéditas que empieza a derivar en crisis social gravísima mientras usted y su Gobierno viven su propia crisis política provocada por su ineficacia y la fragilidad de sus respaldos en esta Cámara", sostuvo.

Rajoy solicitó al presidente del Gobierno una rectificación urgente que cambie tres cosas sustanciales: "decir la verdad sobre lo que ocurre y por qué ocurre", "dejar de fantasear sobre las previsiones" y "disponer de un plan que sea coherente con el diagnóstico y con las previsiones".