El secretario general de CC.OO. ve "imprescindible" un pacto de Estado por la economía y el empleo frente a la crisis

Toxo afirma que "España estaría igualmente en crisis" aunque la misma no fuese internacional, pues se debe a un "modelo productivo agotado"

OURENSE, 27 (EUROPA PRESS)

El secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, consideró hoy "imprescindible" un pacto de Estado por la economía y el empleo para hacer frente a la crisis económica, de modo que se "transformen las bases" y el "modelo productivo español", que está "agotado".

Toxo se reunió esta mañana con los responsables del sindicato en la provincia de Ourense para analizar los actos previstos para los días 1 y 14 de mayo, así como para hablar de la situación económica actual y de las últimas cifras de parados registrados en España.

Así, afirmó que la organización sindical trata de "impulsar" de forma "decidida" un pacto de Estado por la economía y el empleo, con "vocación de que pueda aplicarse en todo lo que queda de legislatura" y que persiga el objetivo de "transformar las bases productivas españolas".

El Estado debe "movilizar el conjunto de recursos disponibles" para lograr este fin, dijo y agregó que CC.OO. propone la puesta en marcha de un plan de choque que "ponga en primer término a las personas", ya que en toda España hay 4 millones de parados, un millón de los cuales "no reciben prestaciones de ningún tipo". Por ello, defendió que "hay que hacer efectivos los compromisos de que nadie va a quedarse en situación de desprotección".

El responsable de CC.OO pidió al Gobierno que pase "de las palabras a los hechos" y que evite la "marginación" porque "la gente que quiere trabajar y no puede hacerlo debe tener derecho a unas rentas en tanto no tiene un empleo".

MODELO "AGOTADO"

Toxo argumentó que el modelo productivo español está "agotado" y que para salir de la situación actual hay que "transformarlo". "España estaría igualmente en crisis si no hubiese crisis internacional" porque la situación española es la "propia de un modelo productivo agotado".

En este sentido, aseguró que España debería intentar convertir la crisis en una "oportunidad de cambio" y apostó por que la salida se produzca apoyándose en "bases de desarrollo económico distintas" a las que condujeron a la coyuntura actual, sustentadas, dijo, en la "construcción y la gran mentira de que la vivienda se iba a seguir revalorizando eternamente".

Así, sostuvo que hizo falta únicamente que subieran "un poco" los tipos de interés para que "creciera la morosidad y que los pisos quedasen sin vender" y que, en estos momentos, haya "más de un millón de viviendas nuevas sin vender en el mercado".

PARO

El secretario general de CC.OO. aseguró, además, que "nadie esperaba superar" el umbral de los 4 millones de parados "ya en el primer trimestre de 2009" y que "quien diga lo contrario miente". "La cifra dramática de los 4 millones nos pilló un poco de sorpresa", dijo.

El responsable del sindicato afirmó que, aunque habrá que esperar a los datos de desempleo de abril, la situación "apunta" a "la peor de las circunstancias que pudieran imaginarse". A su juicio, la crisis "no parece que haya tocado fondo" y la evolución de estos indicadores "pone de manifiesto" que las medidas adoptadas "son insuficientes" para atender una situación "de la gravedad y magnitud" de la actual.

UTILIZAR LA CAPACIDAD DE ENDEUDAMIENTO

Para salir de la crisis, defendió que además es necesario buscar recursos para "dinamizar la actividad económica". Al hilo de ello incidió en utilizar la "capacidad de endeudamiento que tiene este país" e instó a que el "déficit público juegue un papel contracíclico" y a que los márgenes de endeudamiento sirvan para anticipar obra pública y poner en marcha la Ley de la Dependencia, entre otras cosas.

Por último, el responsable de CC.OO manifestó que dicho el pacto de Estado que propone debe incluir la "mejora" de la situación del sector financiero, con el fin de que ponga "al servicio de la economía real" los recursos que se están poniendo a su disposición.

El sector financiero tiene que "abrir otra vez las líneas de crédito a las empresas y a las familias" además de "abaratar los créditos hipotecarios" de forma que "aumente el poder adquisitivo de las familias", defendió Toxo.