UGT se felicita de que los datos de abril apuntan a que la destrucción de empleo se está "frenando poco a poco"

Reclama al futuro Gobierno Vasco un "control acérrimo" de EREs ante el aumento "importante" en la aprobación de los que van sin acuerdo

SAN SEBASTIAN, 5 (EUROPA PRESS)

El secretario de Formación y Empleo de UGT Euskadi, Felipe García, afirmó hoy que, aunque los datos del paro del mes de abril son "malos", apuntan "una tendencia a la baja de las cifras negativas en los dos últimos meses", por lo que "parece que el crecimiento de la destrucción de empleo se está frenando poco a poco". Además, reclamó al futuro Gobierno vasco un "control acérrimo" de los Expedientes de Regulación de Empleo, EREs, ya que se ha dado un "incremento importante" en la aprobación de aquellos que "van sin acuerdo".

García realizó estas afirmaciones tras participar, junto a la secretaria de Acción Sindical de UGT Euskadi, en la asamblea que el sindicato celebró en San Sebastián para abordar la crisis económica y a la que asistieron medio centenar de sus delegados en Donostialdea.

El secretario de Formación y Empleo de UGT Euskadi señaló que los datos del desempleo correspondientes al mes de abril con 1.021 parados más en Euskadi son "malos". No obstante, se felicitó de que "el crecimiento de la destrucción de empleo parece ser que, poco a poco, se está frenando", y "habrá que ver si ese parón" en la destrucción de empleo "va a ser algo estructural que se va a consolidar en los próximos meses", y mostró su esperanza en que "así sea".

En este sentido, recordó que, normalmente, durante los meses de verano suele darse un aumento de contratos laborales, y confió en que ello "tenga un reflejo positivo" en las cifras de paro.

Por otra parte, destacó que, en el mes de abril, la provincia "mejor parada" en cuanto a menor paro ha sido Gipuzkoa, con "un crecimiento prácticamente nulo del desempleo, 53 personas, un 0,15 por ciento más con respecto al mes anterior", cifra "positiva" teniendo en cuenta lo "malas que venían siendo las cifras de meses anteriores".

Respecto a Bizkaia y Alava recordó que el aumento del paro ha sido mayor, con 530 y 430 nuevos desempleados, respectivamente. García indicó que, de los 1.021 nuevos parados registrados en el mes de abril en el País Vasco, "más del 50 por ciento son desempleados sin empleo anterior, gente nueva que se incorpora al mercado laboral", dato "interesante" que refleja que "la destrucción de empleo ha sido menor de lo que se podía esperar".

Además, destacó que el sector de la industria es el que "sigue incrementando mayor número de desempleados" en la Comunidad Autónoma, ya que de los 1.021 nuevos parados 273 corresponden a este sector.

García destacó que esto es "preocupante", porque el empleo que se destruye en la industria es "estructural" y "cuesta mucho más recuperarlo que el que se destruye en el sector servicios, que no necesita de mucho para meterse en el mercado laboral" y que conlleva "la destrucción, sobre todo, de pequeñas empresas", lo que "va hacer mucho más difícil" que la comunidad autónoma vasca "salga de la difícil situación económica" por la que está pasando.

Por otra parte, consideró que estos últimos "fiables" datos, con un total de 122.000 parados en Euskadi, más de 55.000 personas cobrando el desempleo y otras 22.000 subsidio o ayudas del INEM, "ponen fin a la guerra de cifras" que se ha dado "en los últimos 10 días en la comunidad autónoma, con varios datos de desempleo hechos públicos, el Eustat que hablaba de 79.000 parados en Euskadi; y la EPA de 108.000", datos "muy alejados de la realidad".

En este sentido, reclamó "mayor responsabilidad" a las administraciones a la hora de hacer públicas estos últimos baremos. Sobre el "pequeño descenso" producido en el número de contratos formalizados en el País Vasco abril, respecto al mes anterior, el sindicalista abogó por "potenciar y trabajar en que se fomente el empleo estable e indefinido y se termine con la continua rotación que se produce en el mercado laboral en torno a un mismo puesto de trabajo".

"CONTROL" DE EREs

Collantes alertó del incremento registrado en el número de Expedientes de Regulación de Empleo EREs, ya que, mientras 2008 se cerró con 496, en el primer trimestre del año ya suman 543. Asimismo, apuntó que en el pasado año se registraron 12.000 trabajadores afectados por EREs y actualmente son ya "casi el doble, más de 21.000".

Frente a esta situación, realizó una "advertencia" al Gobierno vasco entrante para que "lleve un control acérrimo de los EREs", ya que "está subiendo de forma importante el número de ellos que van sin acuerdo", con una "media del 12 por ciento". "Nos preocupa esta situación porque hay que analizar muy bien cuáles son los términos del ERE para acceder a esa situación", señaló.