UGT denuncia el ERE aprobado a Pinturas Juno, por tratarse de "un fraude" al INEM

BILBAO, 8 (EUROPA PRESS)

UGT ha recurrido por vía administrativa el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) aprobado por el Gobierno vasco a la empresa Pinturas Juno, "en connivencia con el empresario y los delegados de ELA", al considerar que se trata de "un fraude" al INEM.

En un comunicado, el sindicato explicó que la denuncia se produce por presuntas "irregularidades", entre ellas, "hacer coincidir los días del expediente principalmente con fines de semana y festivos del calendario laboral de los trabajadores, lo que supone un fraude al INEM".

El sindicato, mayoritario en la empresa, se negó a firmar dicho expediente, dado que la dirección "no ha querido garantizar en ningún momento" la continuidad del empleo de los afectados por el mismo, trabajadores de producción y almacén. En total, son 38 empleados que durante los cuatro días a la semana tienen que "trabajar a tope para entrar en expediente el fin de semana".

UGT denunció también "mala práctica empresarial" por parte de la dirección de Pinturas Juno, al crear "distinciones" entre la plantilla, que actualmente cuenta con 300 trabajadores, ya que no ha afectado a ninguno de los empleados de oficinas y ventas. Asimismo, criticó que utilizan "la amenaza y el miedo" para imponer el ERE, derivando producción a un centro (Pinturas Arco Iris) que recientemente adquirió la empresa en Albacete.

"No es de recibo que una empresa que ha tenido beneficios durante los tres últimos años, y posiblemente genere beneficios también ahora, recurra a un ERE, de forma tan irregular", aseguró.

Por otra parte, denunció la "tendencia al alza" de la autorización de ERES sin acuerdo con los sindicatos, por parte del Gobierno vasco, al haber alcanzado un 13 por ciento en marzo, "siguiendo la tendencia al alza de febrero, mientras que en enero alcanzaban el 7 por ciento".

La secretaria de Acción Sindical de UGT-Euskadi, Pilar Collantes, advirtió de que el Gobierno vasco debe observar las condiciones de dichos expedientes "ante la posible infracción que se pueda cometer por parte de empresas que se aprovechan de la situación de crisis económica".

En concreto, destacó que sólo en el País Vasco en este primer trimestre se han aprobado 614 expedientes, que afectan a 21.853 trabajadores, frente a los 46 que afectaban a 786 trabajadores en el primer trimestre del 2008.

"La crisis no puede ser una excusa para que la administración autónoma convierta en un 'coladero' la aprobación de expedientes. Hay que ser rigurosos, porque los expedientes nos pueden llevar a la posterior destrucción de empleo, en el sector industrial, uno de los que mayor riqueza generan", aseguró.

Collantes indicó que, si se analiza por sector de actividad, es el industrial al que más afectan los expedientes y prácticamente en la misma medida que hace un año, un 70 por ciento de los aprobados en el primer trimestre del año, mientras que bajó en los sectores de Construcción, de un 7 a un 5 por ciento, y en Servicios, de un 24 a un 14 por ciento.