El número de autónomos en Aragón desciende un 1,9% en el primer trimestre de 2009 y se sitúa alrededor de los 112.000

ZARAGOZA, 29 (EUROPA PRESS)

Durante el primer trimestre de 2009, el número de trabajadores autónomos en Aragón ha descendido un 1,9 por ciento, pasando de los 113.830 autónomos a 31 de diciembre de 2008 a 111.616 a 31 de marzo de 2009, lo que se traduce en 2.214 emprendedores menos, idéntico porcentaje de descenso que la media nacional, según se desprende de un informe elaborado por la Asociación de Trabajadores Autónomos de Aragón-ATA Aragón.

Las tres provincias que conforman Aragón han visto descender en los tres primeros meses del año su número de trabajadores por cuenta propia, siendo Zaragoza la provincia que ha experimentado un mayor descenso, del 2,2 por ciento, lo que se traduce en 1.642 emprendedores menos.

Por su parte, Huesca registró un descenso en la afiliación del 1,5 por ciento, pasando de 24.706 autónomos en diciembre de 2008 a 24.345 en marzo de este año. Teruel, por último, ha tenido un descenso del 1,4 por ciento en el número de trabajadores dados del alta en el RETA, lo que en términos absolutos se traduce en 211 trabajadores autónomos menos que a primeros de año.

El informe elaborado por ATA muestra un análisis de la evolución de los trabajadores por cuenta propia aragoneses según el género. De los 111.616 cotizantes en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) en Aragón, el 68,3 por ciento son varones frente a tan solo el 31,7 por ciento de mujeres.

Cabe destacar el hecho de que de los 2.214 trabajadores por cuenta propia que ha perdido el RETA, el 79,8 por ciento son varones, un total de 1.767 hombres. Además, los autónomos aragoneses varones han registrado un mayor ritmo de descenso que las mujeres, un -2,3 por ciento en el caso de los hombres frente al -1,2 por ciento de las mujeres.

El informe muestra también un análisis sobre la evolución entre enero y marzo de 2009 de los trabajadores por cuenta propia por provincias y sectores de actividad, donde cabe resaltar que la actual crisis económica ha pasado factura a los especialmente a los sectores de la construcción, industria y agricultura, sectores que han acaparado prácticamente la totalidad de las bajas.

Hay sectores, que aunque hasta el momento no son mayoritarios en cuanto al número de autónomos, han visto crecer el número de emprendedores en 2009, tales como actividades profesionales, científicas y técnicas; educación; actividades financieras y de seguros y actividades sanitarias.