UGT reclama la "inmediata" aplicación de las medidas para paliar la destrucción del empleo de autónomos

LOGROÑO, 26 (EUROPA PRESS) En los dos primeros meses de 2009 La Rioja ha registrado casi la mitad de bajas de autónomos en la Seguridad Social, un total de 510, que en el conjunto de 2008, cuando alcanzaron la cifra de 1.162. Ante esta situación, similar en el conjunto del país, es necesaria la "inmediata" aplicación en los meses de abril y mayo de las medidas incluidas en el 'Plan Especial de Rescate' para los trabajadores autónomos aprobado el pasado 16 de marzo en el Congreso de los Diputados. "Corre más la crisis que las medidas". Con estas palabras sintetizó el secretario general de la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) de UGT en La Rioja, Javier Marzo, la "complicada" situación por la que atraviesa este sector, que en la región supone, con 27.574 empleados, casi una quinta parte de los trabajadores activos (160.100). En opinión de Marzo es "urgente" que el Consejo de Ministros apruebe la implementación de estas medidas, en especial aquellas vinculadas al aplazamiento de impuestos y cotización a la Seguridad Social y a la reducción de la morosidad por parte de terceros, instituciones y Administraciones Públicas, como ayuntamientos y la Comunidad Autónoma. DESTRUCCIÓN DEL EMPLEO DE AUTÓNOMOS A diferencia de anteriores crisis, en la actual se está percibiendo una notable destrucción del empleo de autónomos. Una circunstancia que Marzo achaca al "cierre de empresas", puesto que una gran mayoría de ellas se nutre del trabajo de autónomos. "En la crisis del 92 no se cerraron tantas empresas", indicó, lo que se tradujo en que muchos trabajadores debieran darse de alta como "falsos autónomos" para mantener el empleo en sus respectivas compañías. Marzo valoró en especial la "unanimidad" alcanzada en la Cámara Baja entre todas las formaciones políticas para aprobar este plan rescate, que consta de un total de 16 puntos. El próximo miércoles, 1 de abril, está prevista la primera reunión de trabajo entre el Ministerio de Trabajo y las tres principales asociaciones de autónomos, ATA y CEA, además de UPTA, para agilizar el calendario de aplicación de las medidas y analizar la situación de esta clase de trabajadores.