Argentina.- Tercer día de paro del sector agropecuario con tensión en las carreteras

BUENOS AIRES, 23 (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) Los productores agropecuarios llevaron hoy a cabo su tercer día de paro de actividades al tiempo que mantuvieron cortado el tráfico en varias carreteras, lo que provocó algunos incidentes con los conductores de camiones, en especial en la nacional 14, en la provincia de Entre Ríos, al norte de Buenos Aires. Los productores iniciaron el sábado una huelga que, en la práctica, implica la suspensión de la comercialización de productos, aunque en el campo las tareas se desarrollaron como otros días. El objetivo es reclamar al Gobierno una rebaja en el impuesto que se paga por las exportación de cereales. Los dirigentes agropecuarios decidieron realizar el paro después de que el viernes pasado la presidenta argentina, Cristina Fernández, anunciase que el dinero recaudado por las exportaciones de soja se repartirá entre el Gobierno central, las provincias y los municipios para poder realizar obras de infraestructura. El paro del sector agropecuario se notó hoy en el Mercado de Hacienda de Liniers, el principal centro comercializador de ganado vacuno, donde sólo entraron 200 animales cuando lo habitual son unas 4.000 cabezas. Esa merma podría provocar un aumento en el precio de la carne, advirtieron especialistas del sector. El paro se lleva adelante con cortes de carreteras y piquetes. El más importante es el de la llamada carretera del Mercosur, la ruta 14, por donde transitan camiones que que se dirigen a Uruguay, Paraguay y Brasil y los que continúan hasta Chile. Esta mañana, camioneros y dirigentes del sector agropecuario estuvieron a punto de enfrentarse a golpes cuando un conductor quiso atravesar un piquete por la fuerza en las afueras de la ciudad de Gualeguaychú, a unos 200 kilómetros de Buenos Aires. El titular de la Confederación General del Trabajo (CGT) --favorable al Gobierno-- y líder del sindicato de camioneros, Hugo Moyano, dijo que "la situación es inaceptable y la gente tiene mucha bronca y reacciona sola", al referirse a la pelea que casi se desata en la ruta 14. "Vemos esta situación con mucha preocupación e impotencia, porque la gente quiere trabajar y no se lo permiten. Parece que el país estuviera sitiado. Es inaceptable, si los productores no quieren trabajar, que no lo hagan, pero que dejen hacerlo a quienes quieren", dijo. Moyano indicó que no quería "opinar" respecto al paro, pero reiteró que "una cosa es una demora de minutos o de pocas horas, y otra es de días enteros, en los que los camioneros no tienen siquiera qué comer o forma de higienizarse".