Colectivos sociales navarros animan a la ciudadanía a participar en la huelga general del 21 de mayo por ser "necesaria"

PAMPLONA, 15 (EUROPA PRESS)

Diversos colectivos sociales de Navarra se han adherido a la convocatoria de huelga general realizada por los sindicatos nacionalistas para el próximo 21 de mayo, al considerar que es "necesaria". Las organizaciones animaron hoy a la ciudadanía a participar "activamente" en la misma, así como en las diversas movilizaciones que se van a celebrar durante la jornada.

En concreto, se han adherido a la jornada de paro Eguzki Bideoak, Askapena, Emakume Internazionalistak, Sos-Racismo, Komite Internazionalistak, Aldea, el colectivo Kimetz, Mugarik Gabe, Bilgune Feminista, IGA, Ikasle Abertzaleak, Sasoia, el Colectivo de Jóvenes Comunistas, Andrea y la Plataforma por la Igualdad de las mujeres, además del sindicato CGT.

Xabier Berber, miembro del sindicato ESK, puso de relieve esta mañana en rueda de prensa que la influencia de la crisis "va bastante más allá" de los centros de trabajo, "fundamentalmente" en colectivos de inmigrantes, jóvenes y mujeres que "son los que más sufren la precariedad laboral y vital".

Por este motivo, expuso, los sindicatos convocantes de la huelga, ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, HIRU y EHNE, han animado a los movimientos sociales a que "tengan protagonismo" durante la jornada de paro.

Berber explicó que se desarrollarán manifestaciones en distintas localidades de la Comunidad foral, en concreto, en Pamplona, Lesaka, Alsasua, Leitza, Estella, Tafalla, Tudela y Sangüesa, en las que serán protagonistas los diversos colectivos sociales adheridos, que según destacó, "aún serán más", ya que "la lista sigue abierta". La manifestación de Pamplona partirá a las 19 horas de los cines Golem.

En representación de las organizaciones sociales, Mónica Prado, explicó que creen "necesario" participar en la huelga al ser "un instrumento de respuesta y acumulación de fuerza", además de "una oportunidad de decir basta a quienes se quieren aprovechar de la situación para ganar todavía más dinero y para robarnos lo que es nuestro".

Según dijo, "nos encontramos ante una crisis que ha sido consecuencia de la aplicación de políticas neoliberales que han hecho sufrir a la clase trabajadora en sus propias carnes la precariedad, la extensión del empleo de bajos salarios y el recorte de las coberturas sociales".

Ante esta situación, los colectivos creen "necesario" un modelo "alternativo" al capitalismo, un modelo económico y social que "tenga como eje el reparto de trabajo y la redistribución de la riqueza de una manera justa y solidaria". "Necesitamos un modelo en igualdad de derechos y oportunidades entre mujeres y hombres, y un modelo al servicio de las personas, no al revés", destacaron.