El Sector agrario en Argentina concluye la huelga, pero continuará con los reclamos

  • Buenos Aires, 27 mar (EFE).- El sector agropecuario de Argentina concluirá a la medianoche de hoy su segunda huelga comercial en el año sin visos de solución al conflicto que desde hace más de un año mantiene con el Gobierno por los impuestos a las exportaciones de granos.

Las patronales piden una nueva ronda negociación al Gobierno argentino en la última jornada paro

Las patronales piden una nueva ronda negociación al Gobierno argentino en la última jornada paro

El Sector agrario en Argentina concluye la huelga, pero continuará con los reclamos

El Sector agrario en Argentina concluye la huelga, pero continuará con los reclamos

Buenos Aires, 27 mar (EFE).- El sector agropecuario de Argentina concluirá a la medianoche de hoy su segunda huelga comercial en el año sin visos de solución al conflicto que desde hace más de un año mantiene con el Gobierno por los impuestos a las exportaciones de granos.

"El paro termina, pero el reclamo continúa. Termina esta forma de manifestar, pero continúa el planteo por las soluciones que necesita el sector", dijo hoy el presidente de la Federación Agraria Argentina, Eduardo Buzzi.

La huelga sectorial, la séptima desde que se inició el conflicto en marzo de 2008 y que fue calificada de "salvaje" por el Gobierno, se inició el viernes pasado, consistió en la no comercialización de granos y hacienda en pie, y estuvo acompañada de protestas y algunos bloqueos en las rutas.

En declaraciones a la prensa local, Buzzi admitió que "puede haber zonas puntuales" donde continúen las protestas de agricultores en las carreteras luego del fin de la huelga convocada por las cuatro mayores patronales agrarias del país.

El dirigente rural dijo que las entidades, que representan a unos 290.000 productores rurales, aspiran a que el Gobierno los convoque a una nueva reunión de diálogo para el martes próximo.

Buzzi señaló que aunque el Gobierno se niegue a hablar de los impuestos a las exportaciones de granos, el sector tiene muchos otros problemas sobre los cuales dialogar con las autoridades.

Además, consideró que es "prematuro" intentar nuevamente debatir en el Parlamento un proyecto de la oposición para bajar los derechos de exportación, luego de que la semana pasada el oficialismo se negara a dar quórum para habilitar esa discusión.

El conflicto con las patronales rurales estalló el 11 de marzo de 2008, cuando el Ejecutivo impuso un esquema de impuestos variables a las ventas de granos al exterior que fue rechazado por el Parlamento, tras lo cual las alícuotas volvieron a ser fijas.

Por esta situación, Argentina, uno de los mayores productores y exportadores mundiales de alimentos, sufrió el año pasado millonarias pérdidas por las huelgas agropecuarias y los bloqueos de rutas que llevaron a cabo los productores rurales.