Jueces y magistrados de Toledo apoyan la convocatoria de huelga de junio por 24 votos a favor y 2 abstenciones

TOLEDO, 28 (EUROPA PRESS)

Los jueces y magistrados de órganos judiciales unipersonales de la provincia de Toledo reunidos --26 de los 34 titulares-- hoy en Junta Provincial acordaron, previa deliberación, por 24 votos a favor y dos abstenciones, que subsisten razones para apoyar la convocatoria de huelga para el próximo día 26 de junio.

Concretamente, argumentaron que "no se aprecia avance alguno en el efectivo aumento de la planta judicial, que no debe confundirse con aumento de la plantilla de jueces, teniendo en cuenta que en los últimos meses la entrada de asuntos civiles se ha duplicado", informó el Tribunal Superior de Justicia en un comunicado.

Jueces y magistrados consideraron, igualmente, "que no ha habido avance alguno en cuanto a las reivindicaciones expresadas en Juntas anteriores sobre la urgente y efectiva implantación del nuevo modelo de oficina judicial con clara delimitación de funciones y responsabilidades entre juez y secretario por el funcionamiento del Juzgado y sobre la determinación de una carga de trabajo razonable para cada órgano judicial, con establecimiento de medidas urgentes que atiendan el exceso de esa carga de trabajo".

Sobre la situación actual de la provincia de Toledo, destacaron el "extraordinario incremento de asuntos" en el periodo comprendido entre el 1 de enero y el 25 de mayo de 2009, comparándolo con el mismo periodo del año anterior y especificaron, a modo de ejemplo, que las demandas en los juzgados de lo Social de Toledo han pasado de 900 a 1.700 y en el Juzgado de lo Mercantil, los escritos ingresados en este período han pasado de 1.000 a 3.400.

Además, precisaron que en los cinco Juzgados de Illescas ha aumentado el doble el número de asuntos civiles en el mismo período de tiempo, y lo mismo en Talavera de la Reina, Quintanar de la Orden, Torrijos y Orgaz.

Finalmente, la Junta de Jueces insistió en que el "único propósito de los asistentes es conseguir que el servicio público de la administración de justicia, que está al borde del colapso, mejore y consiga dar al ciudadano una respuesta en un tiempo que pueda considerarse razonable".

"Por ello, creemos que todas las anteriores reivindicaciones son justas y se hacen en interés del ciudadano, de manera que esperamos una respuesta urgente e inaplazable que, de no producirse nos abocará a la adopción de medidas de presión de mayor entidad que la ya planteada", expresaron.