Trabajadores de Caramelo tiran piedras, huevos y pintura contra la fábrica de A Grela y la Fundación María José Jove

A CORUÑA, 27 (EUROPA PRESS)

Trabajadores de Caramelo recrudecieron hoy sus protestas por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectará a 237 trabajadores tirando piedras, huevos y pintura contra la fábrica de A Grela y también la sede de la Fundación María José Jove, situada en el mismo polígono.

Además, quemaron neumáticos y papel delante de estas instalaciones durante la concentración que celebraron coincidiendo con la huelga de 24 horas que secundaron hoy por segundo día.

Estas protestas se producen un día después de que la reunión que celebraron ayer representantes sindicales y de la empresa finalizasen sin ningún tipo de acuerdo, ante la negativa de la empresa a retirar el ERE, condición que pusieron los sindicatos para analizar, durante este periodo de negociación, posibles bajas voluntarias.

Los trabajadores volverán mañana a celebrar una nueva jornada de huelga de 24 horas. La empresa sostiene que el plan de viabilidad que, incluye la aplicación del ERE, es la única alternativa para garantizar la continuidad de las instalaciones y evitar el cierre.

En declaraciones a Europa Press, la presidenta del comité de empresa, Isabel Muiño, criticó la actitud del Ejecutivo gallego respecto a este conflicto y aseguró que "la empresa está consiguiendo lo que quiere gracias al apoyo de la Xunta".

Así, denunció que la conselleira de Traballo, Beatriz Mato, no les haya recibido "pese a tener pedida una entrevista desde abril". Coincidiendo con la jornada de huelga, mañana han convocado una nueva manifestación que partirá a las 10 horas de la fábrica de A Grela y finalizará ante la sede de Inveravante.