España reclama a la UE que, tras ayudar a los bancos, se esfuerce por el empleo

  • Bruselas, 19 mar (EFE).- El jefe del Ejecutivo español, José Luis Rodríguez Zapatero, reivindicó hoy ante sindicatos y empresarios europeos el valor del diálogo social para salir de la crisis e instó a la UE a dar prioridad ahora a las políticas de empleo y de protección social.

España reclama a la UE que, tras ayudar a los bancos, se esfuerce por el empleo

España reclama a la UE que, tras ayudar a los bancos, se esfuerce por el empleo

Zapatero llega a Bruselas para asistir a Cumbre social y al Consejo de la UE

Zapatero llega a Bruselas para asistir a Cumbre social y al Consejo de la UE

Merkel dice que bloqueará en la UE fondos que no sean para proyectos inmediatos

Merkel dice que bloqueará en la UE fondos que no sean para proyectos inmediatos

Bruselas, 19 mar (EFE).- El jefe del Ejecutivo español, José Luis Rodríguez Zapatero, reivindicó hoy ante sindicatos y empresarios europeos el valor del diálogo social para salir de la crisis e instó a la UE a dar prioridad ahora a las políticas de empleo y de protección social.

En rueda de prensa tras concluir la Cumbre social tripartita que reunió en Bruselas a los agentes sociales y a las instituciones comunitarias, el ministro de Trabajo español, Celestino Corbacho, explicó la posición española y consideró que Europa debería hacer "un esfuerzo mayor por el empleo".

Hasta el momento, señaló, la UE ha tomado muchas medidas dirigidas al "corazón" del problema, el sistema financiero, y a flexibilizar el pacto de estabilidad para permitir que los Estados adopten políticas activas aumentando su déficit público, pero "esa crisis, que hace siete meses era financiera, hoy es una crisis económica y tiene una repercusión directa sobre el empleo".

Resulta "razonable y lógico que Europa vaya más allá", manifestó el titular de Trabajo, quien puso todas sus esperanzas en la próxima cumbre monográfica que los Veintisiete celebrarán el 7 de abril en Praga.

"Europa no puede estar indiferente, y estoy convencido de que Europa lo hará", insistió.

En la Cumbre, según explicó Corbacho, Zapatero puso de manifiesto precisamente el impacto de la crisis financiera en la economía real y los ajustes en la producción y en el empleo que se están registrando, con especial virulencia en España.

Para el jefe del Ejecutivo español, el origen de la crisis está en la desregulación de los mercados financieros y, desechando las tentaciones proteccionistas, es necesario apostar por mercados fuertes con normas de control.

Zapatero subrayó el valor de la concertación y del diálogo social, resaltó la "amplia experiencia" española en ese campo, e instó a los socios comunitarios a liderar una acción conjunta para salir de la crisis.

No obstante, en la rueda de prensa Corbacho no avanzó ninguna de las medidas laborales que podría impulsar la UE y prefirió esperar al diálogo abierto de cara a la cumbre de Praga.