Gerardo Díaz Ferrán, un empresario ligado a la CEOE desde sus inicios

MADRID, 2 (EUROPA PRESS)

Gerardo Díaz Ferrán, elegido hoy presidente de la CEOE, ha estado ligado a esta organización empresarial desde sus inicios. Ex presidente de la patronal madrileña CEIM y de la Cámara Oficial de Comercio e Industria de Madrid, Díaz Ferrán participó indirectamente en la constitución de la patronal española, en 1977, desde su posición como representante empresarial del sector del transporte de viajeros por carretera.

Nacido en Madrid el 27 de diciembre de 1942, fue elegido presidente de CEIM en el año 2002, en sustitución de Fernando Fernández-Tapias. Desde ese año, ocupó una vicepresidencia en la CEOE.

En febrero de 2007, tras la decisión de José María Cuevas de abandonar la presidencia de la CEOE por razones de salud, Díaz Ferrán fue designado para sustituirlo, pero no asumió oficialmente el cargo hasta junio de ese mismo año.

Casado y con tres hijos, Gerardo Díaz Ferrán compagina cargos institucionales con su faceta de empresario, muy vinculada al mundo del transporte y del turismo.

Con estudios de ingeniería industrial, Díaz Ferrán fundó en 1967, con 25 años, la empresa Trpasa, y junto a su socio y amigo Gonzalo Pascual puso en marcha diferentes negocios que abarcan los sectores del transporte terrestre de viajeros, hoteles, líneas aéreas, viajes, publicidad y seguros, entre otros. De hecho, es copropietario de Viajes Marsans, vicepresidente de Trapsatur, y está también vinculado a la aerolínea Spanair.

MEDALLA DE ORO AL MÉRITO TURÍSTICO.

A lo largo de su trayectoria profesional, Díaz Ferrán ha recibido varias distinciones. En 1996, obtuvo la Medalla de Oro al Mérito Turístico; en 1999 recibió la Medalla de Plata al Mérito en el Trabajo, y en 2001 le fue concedida la Medalla de Oro de la Asociación Española de Compañías Aéreas y la Cruz del Mérito Aeronáutico con Distintivo Blanco.

Díaz Ferrán, tercer presidente de la CEOE tras Carlos Ferrer Salat y José María Cuevas, tiene también en su haber el Premio Reina Cristina de Suecia, galardón que entrega la Cámara de Comercio Hispano-Sueca en reconocimiento a aquellas empresas que hayan destacado por el fomento de las relaciones comerciales y culturales entre ambos países.

Entre las aficiones de este empresario madrileño destacan el esquí, la caza, el windsurf y la navegación.