La patronal ve "buena" la rebaja del impuesto de sociedades pero dice que afectará a pocas empresas

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 13 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Confederación de Empresarios de Galicia (CEG), Antonio Fontenla, aseguró hoy que la rebaja de cinco puntos en la tarifa del impuesto de sociedades anunciada ayer por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, es "buena" pero afectará "a muy poquita gente". "Es una buena medida pero de escaso alcance", dijo.

Fontenla señaló, en declaraciones a los medios tras participar en una jornada sobre el Mercado Alternativo Bursátil, que los empresarios están estudiando esta medida porque "es una novedad" y adelantó que, según las noticias de la confederación de pequeñas y medianas empresas (Cepyme), serán "pocas" las firmas que cumplan los requisitos --menos de 25 trabajadores y una facturación que no supere los 5 millones de euros-- tanto en España como en Galicia.

Además, respecto a las ayudas directas para la compra de automóviles, el jefe de la patronal defendió que es una medida que "tiene que salir de parte del Gobierno --central--; el que sea el fabricante --el que tendría que aportar parte de los fondos-- se entiende mal porque nunca se sabe si la va a aplicar". Asimismo, sostuvo que las comunidades autónomas tendrán que decir, ahora, "si les interesa o no".

En cuanto a la reducción de deducciones fiscales por compra de vivienda para 2011, Fontenla consideró "importante" dar pasos para incentivar la compra, pero censuró la propuesta de Zapatero, pues este impulso no debe ser, dijo, "a base" de decir "o compras en estos dos años o después se te acaba la ayuda". Al hilo de ello, apostó por hacer un "mercado importante de alquiler" y se manifestó a favor de "todo lo que sea ayudar" en este sentido.

Además, pidió que las inversiones del nuevo fondo local de 5.000 millones de euros anunciado por el presidente del Ejecutivo español se hagan "con más rigor y sean más útiles" que las acometidas hasta ahora y recordó su petición de que se apoye a los ayuntamientos para que paguen "las deudas que tienen con los constructores".

Por último, Fontenla aseguró haber reconocido en algún discurso del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, alguna de las propuestas remitidas por los empresarios. Así, indicó que tiene pendientes reuniones con cuatro conselleiros y que espera la llamada "en cualquier momento" del mandatario gallego para una entrevista.