El ministro de Trabajo e Inmigración pide al PP sacar las pensiones del debate político

  • Madrid, 21 abr (EFE).- El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, pidió hoy al Partido Popular que "deje de hablar tanto" de las pensiones y que empiece a trabajar más en la comisión parlamentaria del Pacto de Toledo.

Madrid, 21 abr (EFE).- El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, pidió hoy al Partido Popular que "deje de hablar tanto" de las pensiones y que empiece a trabajar más en la comisión parlamentaria del Pacto de Toledo.

En un encuentro organizado por el diario El Mundo y Adecco para analizar el mercado laboral en España y las medidas para afrontar la situación actual del empleo, Corbacho pidió al líder del PP, Mariano Rajoy, "que se entere" de cómo funciona el Pacto de Toledo, que se viene reuniendo desde noviembre y que preside el PP.

Con respecto a las personas que han perdido su empleo y también el subsidio de paro, Corbacho afirmó que es la vicepresidencia tercera del Gobierno, quien asumirá desde ahora la responsabilidad de poner en marcha las ayudas temporales que los gobiernos autonómicos consideren oportunas y que deberán estar vinculadas con la formación.

El ministro avanzó que el paro seguirá creciendo hasta julio, aunque de forma menos intensa porque hay sectores donde "ya ha terminado el ajuste" y afirmó que él "no se apunta" a la carrera por conseguir los cinco millones de parados.

Con respecto a las manifestaciones del ex presidente del Gobierno, José María Aznar, quien dijo ayer que Europa prefiere "subsidiar" al desempleado en vez de animarle a buscar un trabajo y abogó por una reforma laboral, Corbacho dijo que esta afirmación "pone de manifiesto lo que piensa realmente el PP" y que su líder, Mariano Rajoy "no se atreve a manifestar".

Según esas declaraciones, apuntó Corbacho, las reformas que necesita España son para recortar las políticas sociales y hacer más fácil el despido.

El ministro pidió a Rajoy y al portavoz económico del PP, Cristóbal Montoro "dejaran de hablar de generalidades" y dijeran claramente cuál es su programa y entonces "podríamos discutir sobre dos programas totalmente diferentes".

Corbacho insistió en que no se debe permitir que nadie que haya perdido el empleo pierda sus derechos y que el instrumento para dar respuesta a esa situación sea a través del Estado cooperativo.

Por ello, y dado su carácter transversal, anunció que la coordinación se llevará a cabo a través de la Vicepresidencia Tercera del Gobierno.

Insistió en que el sistema de pensiones goza de una "magnífica salud" y recordó que la Seguridad Social cerró el ejercicio 2008 con 14.000 millones de superávit, mientras que el Fondo de Reserva cuenta con 57.000 millones y hay 2,6 cotizantes por cada pensionista, por lo que pidió que se hagan "análisis más rigurosos" de la situación.

Apoyó la conveniencia de dejar que la comisión del Pacto de Toledo siga trabajando y al final de 2010 eleve conclusiones para que a partir de ellas, se convenga entre todos en cómo hay que orientar el futuro de las pensiones,"pero no porque tengan un problema económico sino porque la sociedad, seguramente, será muy diferente en 2030", precisó.

Anunció que ha pedido su comparecencia urgente en dicha comisión y que probablemente tendrá lugar en la primera semana de mayo.

En cuanto a las declaraciones sobre el futuro de las pensiones del gobernador del Banco de España, Corbacho dijo que tiene a Miguel Ángel Fernández Ordóñez "en altísima consideración profesional" pero que no coincide con sus planteamientos, por lo que le pide "menos recetas" y "más sosiego" porque la crisis no la han provocado los trabajadores sino los especuladores del mundo financiero.