La diferencia salarial entre hombres y mujeres en C-LM es de un 19,7 por ciento, según una encuesta del INE

El sector de la educación es la actividad con menos desviación en el salario de las mujeres respecto al de los varones TOLEDO/MÉRIDA, 21 (EUROPA PRESS) La diferencia salarial entre mujeres y hombres en Castilla-La Mancha es del 19,1 por ciento, la tercera menor de todo el país y sólo por detrás de Canarias, donde la diferencia es del 15,4 por ciento, y de Extremadura, con un según los resultados de la Encuesta cuatrienal de Estructura Salarial del Instituto Nacional de Estadística (INE). Las mayores diferencias se dieron en Asturias (38,6 por ciento) y en Aragón (32,4 por ciento), El salario medio de las mujeres en el último cuatrienio fue entre un 20 y un 30 por ciento inferior al salario medio de los hombres en casi todas las comunidades autónomas, una diferencia de renta que se explica fundamentalmente por la diferente estructura del empleo de cada región. Por sectores de actividad, las mujeres tuvieron en los últimos cuatro años un salario inferior al de los hombres en todos los sectores. En parte, la desigualdad se explica por las diferencias en las ocupaciones, así como por el tipo de jornada y tipo de contrato. El sector de actividad correspondiente a intermediación financiera fue la actividad con salario más alto, tanto para los hombres como para las mujeres, y la hostelería el sector que tuvo los salarios más bajos. El sector de la educación fue la actividad con menos desviación en el salario de las mujeres respecto al de los varones. En el sector de otras actividades sociales y de servicios prestados a la comunidad y en el sector de servicios profesionales se produjeron las mayores divergencias de salarios entre ambos sexos. Las diferencias salariales por sexo son menores para las mujeres más jóvenes. Este comportamiento se explica en gran medida por la mejor cualificación (tipos de ocupación, nivel de estudios, etcétera) de las mujeres más jóvenes respecto a las de mayor edad. SALARIOS Y NIVEL DE ESTUDIO El nivel de estudios es otra de las características relevantes que influyen en el nivel de salarios de los trabajadores, el salario anual crece a medida que aumenta dicho nivel. En el último cuatrienio, los trabajadores sin estudios o que no han completado la educación primaria tuvieron una remuneración inferior en un 27 por ciento al salario medio, mientras que en el caso de los licenciados universitarios el salario anual fue un 64,1 por ciento superior. A partir del segundo ciclo de secundaria o formación profesional de grado superior, la remuneración supera al salario medio. Sin embargo, tener primaria terminada o haber realizado el primer ciclo de educación secundaria apenas da lugar a diferencias en el nivel salarial. La diferencia entre hombres y mujeres también se refleja al comparar trabajadores homogéneos en la titulación. En general, sin tener en cuenta otras características como la edad y la antigüedad en el puesto de trabajo, el salario anual de las mujeres fue inferior en un 30 por ciento o más al de los hombres en todos los niveles de estudios. Según la Encuesta cuatrienal de Estructura Salarial, los trabajadores con contrato de duración determinada tuvieron un salario bruto anual inferior en un 32,6 por ciento al de los trabajadores con contrato indefinido. En el caso de las mujeres, el salario bruto anual de los contratos de duración determinada fue un 25,3 por ciento inferior al salario de los contratos indefinidos y en el caso de los varones un 36,9 por ciento inferior. En los contratos indefinidos, el salario bruto anual de las mujeres representó el 70,3 por ciento del salario anual de los hombres y en los contratos de duración determinada el 83,2 por ciento. TIEMPO PARCIAL Y COMPLETO El tipo de jornada es una de las variables que determina el nivel salarial. En una primera aproximación, el nivel del salario medio anual en la jornada a tiempo parcial es prácticamente el 50 por ciento del salario medio total, tanto en hombres como en mujeres. En el año 2006, en torno al 75 por ciento de los trabajadores a tiempo parcial, sean hombres o mujeres, tuvieron unos ingresos inferiores a 12.000 euros anuales. Según la Encuesta cuatrienal de Estructura Salarial, el 16,6 por ciento de los trabajadores tienen jornada a tiempo parcial, de este colectivo, aproximadamente dos tercios son mujeres. En el último cuatrienio, el salario bruto anual de las mujeres en la jornada a tiempo completo, representaba el 83,2 por ciento del salario de los varones y en la jornada a tiempo parcial el 87,4 por ciento. Los salarios a tiempo completo corresponden a más horas de trabajo que los salarios a tiempo parcial, por lo que una comparación homogénea requiere analizar la ganancia por horaen hombres y mujeres. Así, el salario promedio anual femenino supone el 73,7 por ciento del salario anual masculino, pero esta diferencia se reduce al 83,7 por ciento si se considera el salario por hora. En el último cuatrienio, el salario por hora de las mujeres en la jornada a tiempo completo representaba el 86,3 por ciento del salario por hora masculino y el 81,9 por ciento en la jornada a tiempo parcial.