Zapatero asegura que el Gobierno seguirá subiendo las pensiones mínimas por encima de la inflación

Rechaza una vez más aprobar una reforma laboral que abarate el despido

MADRID, 12 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, aseguró hoy que el Ejecutivo seguirá subiendo las pensiones mínimas por encima de la evolución de los precios, a pesar de la crisis económica en la que se encuentra inmerso el país.

"Porque es de justicia", indicó Zapatero en el Debate sobre el estado de la Nación que se celebra en el Congreso de los Diputados, donde recordó al líder de la oposición, Mariano Rajoy, que las pensiones crecieron un 30% durante los últimos cuatro años de gobierno socialista.

En cuanto a la Seguridad Social, Zapatero afirmó que el sistema goza ahora de "más fortaleza y solidez" que en cualquier otro periodo democrático para garantizar el cobro de las pensiones a todos los españoles que dejan de trabajar.

Además, recordó que, para garantizar la solvencia del sistema, actualmente está constituida la Comisión de Seguimiento del Pacto de Toledo, el mayor "éxito" de la democracia, que ha permitido consolidar la "fortaleza y la solvencia" del sistema español.

En este sentido, reprochó las críticas de Rajoy y recordó al PP que el Pacto de Toledo es un "mérito de todos" que deberían compartir todos los partidos porque beneficia a los ciudadanos "gobierne quien gobierne". "Es tan suyo como mío", espetó a Rajoy.

Además, aseguró que el Gobierno seguirá trabajando para reformar el Pacto en el futuro, de manera que las generaciones que actualmente están trabajando puedan disponer de esa "tranquilidad" sobre sus pensiones.

Según el jefe del Ejecutivo, España es un buen ejemplo de cómo funciona mejor el sistema de pensiones público que algunos de capitalización, que actualmente están teniendo "serios problemas" debido a la crisis económica.

"(El sistema de pensiones) es la joya de la corona de nuestro sistema de protección social", indicó Zapatero, quien aseguró que el Grupo Socialista defenderá con todo su "empeño y fortaleza" la solidez del sistema para que los españoles puedan disfrutar de unas pensiones "dignas".

NO A LAS REFORMAS LABORALES Y A ABARATAR EL DESPIDO.

Por otro lado, Zapatero rechazó de plano la posibilidad de acometer una reforma laboral, aunque reconoció que habrá que mejorar su marco jurídico, si bien aclaró que en ningún caso se hará sin el acuerdo con empresarios y sindicatos.

"No se producirá una reforma que debilite los derechos de los trabajadores facilitando el despido", subrayó Zapatero, tras recordar al líder del principal partido de la oposición que el PP sí que limitó y restringió los derechos de los trabajadores con el 'decretazo' del 2002.