El PP exige bonificaciones en la cotización a la Seguridad Social y rebajas fiscales a los hoteleros baleares

Los 'populares' reclaman una reducción del 50 por ciento en las tasas aeroportuarias

PALMA DE MALLORCA, 26 (EUROPA PRESS)

El PP tramitará en el Congreso dos iniciativas para que empresarios hoteleros de Baleares se vean beneficiados de una rebaja en los impuestos, así como de bonificaciones en las cotizaciones a la Seguridad Social con el objetivo de favorecer la desestacionalización turística y que los trabajadores del sector puedan mantener su puesto laboral durante más tiempo y tengan derecho a la prestación por desempleo.

En rueda de prensa, la secretaria general del partido, María Dolores de Cospedal, tras reunirse con representantes de los promotores, constructores y del sector turístico, reiteró la necesidad de que el Gobierno central adopte medidas para estimular el turismo en Baleares como la reducción del 50 por ciento en las tasas aeroportuarias.

Asimismo, en cuanto a la cogestión aeroportuaria, la presidenta del PP en Baleares, Rosa Estaràs, lamentó que todavía no haya habido ninguna novedad positiva para las islas desde su aprobación el pasado agosto de 2008. Al respecto, Cospedal remarcó la importancia de encontrar "fórmulas de colaboración diferentes" para que se introduzca en ésta a los aeropuertos del archipiélago.

ESTACIONALIDAD COMO "MAL ENDÉMICO"

Sobre las medidas que debería adoptar el Ejecutivo autonómico, De Cospedal reclamó iniciativas "eficaces" que luchen contra la estacionalidad del turismo en las islas puesto que, en caso contrario, ésta se convertirá en un "mal endémico" de Baleares.

La dirigente del PP nacional remarcó, así, que el sector turístico debe constituirse como el "motor fundamental" de las islas para salir de la actual crisis económica que sufren los ciudadanos de Baleares, quienes presentan cifras de desempleo dos puntos por encima de la media nacional.

Por todo ello, manifestó que en el archipiélago "hace falta" un "gobierno comprometido" que adopte medidas eficaces, en lugar de "pelearse" internamente. En este sentido, Estaràs calificó de "esperpento surrealista" las polémicas entre los socios de Govern como las referidas últimamente al llamado Decreto Grimalt que, según opinó, "no se sabe cómo acabará".

Por otra parte, De Cospedal criticó que el proyecto de reforma de la Playa de Palma lleve "mucho tiempo coleando" y destacó que éste será una "prioridad" para el PP nacional. Así, remarcó que se trata de una iniciativa muy demandada desde muchas instancias sociales y consideró que la capital balear debe tener "la playa que se merece".

"AUTÉNTICO LUJO" QUE ESTARÀS REPRESENTE A BALEARES

En cuanto a la elección de la líder del PP en Baleares para que ocupe el puesto número diez del partido a los próximos comicios del 7 de junio, De Cospedal señaló que es "un auténtico lujo" puesto que ella es una "garantía" de que se escuchará el nombre de las islas en el Parlamento Europeo.

Asimismo, manifestó que Estaràs tiene "competencia reconocida" y, en referencia a las posibles polémicas en el seno del partido solicitando un congreso regional extraordinario, la 'popular' negó que en la reunión de hoy con los afiliados viniese a "darles instrucciones".

No obstante, pese a que reconoció que puede haber personas "que puedan discrepar", hizo hincapié en que no existe "ninguna polémica" sobre este asunto puesto que la mayoría está "orgullosa y agradecida" y ha sido un tema "que se ha vivido en un sentido positivo".

Tras el encuentro con los medios, De Cospedal tenía previsto un almuerzo mitin con mujeres en Bunyola y, posteriormente, a las 17.00 horas, una reunión con los afiliados del partido en las islas.